Kiosco

La Opinión de A Coruña

Culleredo achaca la protesta vecinal por los garajes de la plaza a intereses electorales

Medio centenar de personas se movilizan para que se arregle ya el aparcamiento, antes de hacer la reforma del espacio | El Ejecutivo habla de “politización” desde algún partido

Imagen de la protesta ayer en la plaza de Galicia de O Burgo // VÍCTOR ECHAVE

Casi medio centenar de propietarios de garajes situados bajo la plaza de Galicia de O Burgo se manifestaron ayer para demandar la ejecución inmediata de los arreglos del aparcamiento subterráneo, lleno de filtraciones de agua y charcos, como obra independiente de la licitación para la reforma integral que les ha anunciado el Concello como inminente, para no tener que esperar a licitar, adjudicar, formalizar la obra y luego los meses de espera hasta que termine, porque supondría otro invierno más en la misma situación que padecen desde hace años. La reparación está pendiente desde que el juzgado les dio la razón en 2019, hace tres años.

El alcalde de Culleredo, José Ramón Rioboo, se reunió el pasado lunes con los afectados para explicarles que va a salir a licitación ya la obra de remodelación integral de la plaza pero no les convenció y la movilización se celebró. El Ejecutivo, en un comunicado enviado ayer, considera “sorprendente” que se convoque la manifestación “justo cuando el Concello recibe la autorización de Patrimonio” para reformar la plaza de Galicia “tras un año de trámite” y cuando va a contratar ya la obra.

El Gobierno local destaca además que hubo una reunión con la administración de la propiedad para “explicar punto por punto los detalles del proceso, remitiéndole toda la documentación y datos precisos”. Ante esta situación el Gobierno asegura que “sospecha” que se ha producido una “desinformación” a los vecinos “con fines distintos a los del interés general” y asegura que hasta residentes en la plaza “trasladaron esta situación”.

El Concello considera que en esta protesta se produce una “politización intencionada” por parte de “algún grupo político” de la Corporación que está “muy nervioso” ante las próximas elecciones municipales y asegura que cuando se licite la obra estos grupos “tratarán de ponerse la medalla”.

El Ayuntamiento recuerda que el proyecto que licitará es una “ambiciosa regeneración integral” de la plaza de Galicia que “incluirá la reparación de los garajes” pero también nuevos equipamientos y mejora del entorno, con un presupuesto total de 1,3 millones de euros. Reitera que la demora ha sido por la espera del permiso de Patrimonio al estar al lado del Camino de Santiago.

La asociación vecinal O Noso Burgo también apoyó la movilización de los propietarios de los garajes de la plaza debido a que a pesar de una sentencia favorable a ellos, el Concello ha tardado “años” en actuar “por dejadez”.

Compartir el artículo

stats