Betanzos renuncia a sectores industriales y residenciales en la propuesta final del plan general

Amplía la superficie destinada a núcleos rurales | Añade como equipamiento Casa Núñez, que prevé obtener por convenio | La Xunta ve “ambientalmente viable” el documento

Vista aérea del núcleo urbano de Betanzos. |  // LA OPINIÓN

Vista aérea del núcleo urbano de Betanzos. | // LA OPINIÓN

La redacción del plan general de Betanzos encara la recta final tras décadas de trámites. La Xunta acaba de publicar la declaración ambiental estratégica del documento urbanístico y califica de “viable” la propuesta tras los cambios introducidos por el Concello, que ha reducido el crecimiento residencial e industrial que preveía inicialmente el PGOM, que recibió más de setecientas alegaciones.

El informe autonómico detalla que la propuesta final del PGOM prevé 2.639 nuevas viviendas hasta 2049 frente a las 3.374 proyectadas inicialmente. El plan general mantiene los seis desarrollos de suelo urbano no consolidado para completar el núcleo urbano, concretamente los de Magdalena, Avenida Fraga Iribarne, O Carregal, O Frade, O Rollo y Camiño do Refoxo, pero ha eliminado uno de los polígonos delimitados en Infesta, el SUNC-8, muy contestado por los vecinos, y revisado el otro (SUNC-7), tal y como reclamó el BNG, socio preferente del Gobierno local.

La propuesta final del plan general elimina también las nuevas reservas de suelo industrial en Montellos-Sapeiro y concentra el crecimiento empresarial en el polígono de Piadela, en el entorno del enlace con la A-6 en Infesta y en la carretera de Castilla en Talai, donde se ubica un enclave que prevé reordenar mediante un plan especial.

El Concello mantiene su propuesta de un desarrollo residencial en O Carregal, en un sector incluido en el mapa de zonas con riesgo de inundación. Se trata de un ámbito muy contestado por el BNG, dado el riesgo de anegamientos. Según detalla la Xunta en su informe, el PGOM apuesta por salvar este inconveniente liberando una amplia área contigua al Mendo para minimizar los riesgos y completar el corredor ambiental del río.

El sector de suelo urbanizable Betanzos Novo, de 25.876 metros cuadrados, se pospone para el último trienio de vigencia del plan general.

Infraestructuras viarias

Como ya avanzó el Gobierno local, el polémico vial de Infesta, muy contestado en la localidad, desaparece también del proyecto urbanístico.

Las principales actuaciones propuestas en el sistema viario afectan a carreteras urbanas, como la remodelación de la Avenida da Coruña, la prolongación de Doctor Fariña hasta O Pasatempo o el nuevo acceso al puerto. El documento urbanístico incluye además mejoras en Piadela, Betanzos Vello o Angustias.

Núcleos rurales

El Concello amplía la superficie destinada a suelo de núcleo rural, de las 173,5 hectáreas previstos inicialmente entre suelo tradicional y común a 212 en el documento definitivo. En total, delimita 33 núcleos rurales: 6 comunes, 9 tradicionales y 18 conformados por ambos entramados.

Nuevos equipamientos

La propuesta definitiva del plan general reserva suelo para un centro asistencial de mayores en O Frade y para la ampliación del colegio Vales Villamarín, el instituto Francisco Aguiar y el cementerio municipal.

Como novedad, incorpora Casa Núñez, que prevé obtener por convenio. En total, la superficie destinada a nuevos equipamientos es de 8.597 metros cuadrados.

Suscríbete para seguir leyendo