15 de abril de 2013
15.04.2013
La Opinión de A Coruña

Armadores gallegos afrontan sanciones de hasta 20.000 euros por sobrepescar xarda

Galicia recibió en 2009, año de la multa de la UE, casi tanta caballa como toda la asignada a España - La flota española podía capturar 25.525 toneladas y la comunidad subastó 24.200

15.04.2013 | 00:00
Un pesquero amarrado a puerto con sus capturas de caballa. / esteban cobo

Muchas multas son por faltas de 2012 pero el sector ya ha recibido algunas del presente ejercicio

La sobrepesca de caballa, o xarda, por parte de la flota española, la mayor parte de ella gallega, tiene en vilo a los profesionales del sector obligados no solo a afrontar reducciones de cupo durante varios años para compensar el exceso de pesca de la especie detectado en los años 2009 y 2010 sino también sanciones económicas. Y es que la sobrepesca y las infracciones en la actividad cuestan caro a la flota pesquera. Según fuentes consultadas, son muchos -probablemente decenas- los armadores gallegos con comunicaciones de sanción económica en curso, que van desde 1.000 hasta más de 20.000 euros, por los casos conocidos por este diario. Se trata de multas derivadas de infracciones cometidas en 2012 pero también han comenzado a llegar algunas detectadas este mismo año, pese a que la campaña de esta especie se inició oficialmente a finales de febrero. Ello significa que algunas faltas detectadas se produjeron con la pesquería todavía cerrada.

Según ha podido saber este diario, la proporción de las sanciones sería de unos 3.000 euros por una infracción correspondiente a 600 kilos de pescado y la mayor multa conocida por las fuentes consultadas asciende a más de 20.000 euros por la pesca irregular de más de 7.000 kilos de xarda. En medio, multas de 1.000 euros por cinco cajas de xarda, 3.000, 5.000 o 7.000 euros.

Estas infracciones, al ser anteriores a la entrada en vigor el pasado 1 de marzo del nuevo reglamento de sanciones, que incluye el cuestionado carné por puntos, no llevarían aparejada todavía la suma de puntos, cuya acumulación puede implicar la suspensión temporal y hasta definitiva de la licencia de pesca en los casos más graves y con reincidencia para su propietario o la inhabilitación para el patrón o capitán de pesca responsable de las infracciones.

Según expertos del sector, la mayor incidencia de las sanciones se refiere a captura de especies prohibidas, tallas ilegales o defectos de peso, pero también son abundantes las que se refieren a defectos en la notificación o anotación de las capturas.

Los excesos en la captura de caballa ya provocaron dos multas de Bruselas a España por superar los Totales Admisibles de Captura (TAC) en 2009 y 2010. La sanción de 2010 se acabará de pagar -con descuentos en las cuotas españolas- en 2015 mientras que la de 2009 -que supone la devolución de 65.000 toneladas- no estará saldada totalmente hasta 2023. El exceso en la campaña de 2009 fue de tal calado que solo las lonjas de Galicia recibieron en ese ejercicio casi tanta xarda como el total asignado al conjunto de la flota española. El TAC de España para esta especie era en 2009 de 25.525 toneladas y solo los centros de primera venta de la comunidad gallega subastaron 24.200 toneladas.

La lonja que más caballa comercializó en ese año fue la de Ribeira, con más de 7.000 toneladas sacadas al mercado, seguida de la de Burela (6.489), A Coruña (2.116) y Celeiro (2.088).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook