25 de noviembre de 2016
25.11.2016

Pesca impone a los barcos de artes menores un tope semanal de cien kilos de merluza

La flota del Cantábrico superó las 1.000 toneladas asignadas para 2016 y trabaja con un adelanto del cupo de 2017 - El Gobierno reabrirá el lunes la pesquería de besugo

25.11.2016 | 00:45
Descarga de merluza en un puerto gallego.

Las claves

  • Merluza. El Gobierno impone a partir de hoy un tope semanal de cien kilos de merluza por embarcación para la flota de artes menores. Los pósitos gallegos aprobaron la medida en una consulta
  • Raya. El Ministerio de Pesca decretó el cierre de la pesquería de raya mosaico al norte de Fisterra debido a que la flota agotó el escaso cupo (8 toneladas) del que disponía
  • Besugo. El Ejecutivo reabrirá la pesca de besugo a partir del próximo lunes, 28 de noviembre, tras cerrarla en octubre para reservar una parte del cupo para Navidad

El ministerio prohíbe desde hoy las capturas de raya mosaico al norte de Fisterra

El Ministerio de Pesca impuso ayer un tope semanal de cien kilos de merluza por embarcación para la flota artesanal del Cantábrico Noroeste debido a que ya superó las 1.000 toneladas que tenía asignadas para este año. El sector podrá continuar la pesca de esta especie gracias a un adelanto del 10% del cupo de 2017, según informa el presidente de la Federación Galega de Confrarías de Pescadores, Tomás Fajardo, que explica que los pósitos gallegos aprobaron la medida mediante una consulta reciente.

Fajardo califica como "positivo" que la flota pueda proseguir la pesca de merluza y espera que se mantenga hasta el 31 de diciembre. "Como en la mayoría de pesquerías de artes menores, no se realiza una pesca dirigida en exclusiva a la merluza, pero no podemos prescindir de ninguna especie", afirmó.

Mientras, el Gobierno prohíbe desde hoy las capturas de raya mosaico en la zona VIIIc (de Fisterra al golfo de Vizcaya) tras agotarse la escasa cuota -ocho toneladas- habilitada para la pesca accidental de esta especie vulnerable. Este cierre no afecta al stock general de la raya, para el que en estos momentos solo se permiten capturas no dirigidas. Además, la pesquería de raya mosaico continúa abierta en la zona IXa (de Fisterra al golfo de Cádiz), donde los barcos pueden descargar hasta 12 toneladas con un tope diario de 40 kilos por embarcación.

El Ministerio de Pesca también anunció ayer que permitirá de nuevo la pesca de besugo desde el próximo lunes, 28 de noviembre. El departamento que dirige Isabel García Tejerina decretó el pasado 10 de octubre el cierre "provisional y precautorio" de la pesquería de la especie en aguas de la UE y aguas internacionales de las zonas Vl, Vll y Vlll, con la intención de reservar parte de la cuota del stock para la campaña de Navidad, cuando el besugo se convierte en uno de los pescados más cotizados en los mercados.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook