24 de marzo de 2017
24.03.2017

La flota artesanal de A Coruña y Lugo inicia la campaña de xarda con buenas capturas

La distribución por provincias del cupo que corresponde a Galicia genera descontento entre los armadores, sobre todo de Pontevedra, que aseguran no les resultará rentable

24.03.2017 | 01:22
Un barco de artes menores se prepara en un puerto gallego antes de partir.

La flota de artes menores de A Coruña y Lugo comenzó a pescar xarda el pasado lunes con buenos resultados. "Los del norte cubren los cupos diarios", explica el presidente de la Asociación de Armadores de Artes Menores de Galicia (Asoar-Armega), José Luis Rodríguez. Las embarcaciones que se desplazaron hasta la zona más septentrional encuentran bastante cantidad de esta especie, a pesar de que, por causa del temporal, muchas se vieron obligadas a permanecer amarradas el miércoles y ayer.

La flota artesanal puede capturar 400 kilos al día por tripulante, con un máximo de 2.000 por barco. Los precios en la provincia coruñesa en diferentes lonjas, según José Luis Rodríguez, variaron entre los 0,7 euros por kilo y los 1,2 euros. El coste medio de esta especie durante la semana en Galicia fue de 1,06 euros por kilo, más del doble que durante el mismo período del año pasado, cuando se comercializó en los puntos de primera venta a 0,77 euros por kilo de media, según los datos de la Plataforma Tecnolóxica da Pesca, dependiente de la Consellería do Mar.

La satisfacción de los marineros ante las capturas contrasta con el descontento con la actual distribución de las cuotas para Galicia no solo entre las autonomías, sino también por provincias. "Este año, al haber una miseria de distribución, las federaciones en vez de exigir un aumento de cupo para poder tener un reparto equitativo, lo dividieron", explica Rodríguez. El presidente de Asoar-Armega considera que esto traslada un problema más grave a la flota gallega debido a la diferencia en el calendario. Mientras Lugo y A Coruña comenzaron a pescar el pasado lunes, los buques de la provincia de Pontevedra no lo harán hasta el próximo, una semana después.

La flota gallega del sur lamenta tener que participar a partir del lunes en la campaña de xarda en el Cantábrico pese a que no les va a resultar rentable y pescarán "dos o tres días con suerte". Lo hacen, dicen, para mantener la cuota de cara a los próximos años, con la esperanza de que la situación que viven en la actualidad por los repartos históricos no se vuelva a repetir. La mayoría de los patrones coinciden en que "lo más triste" de la situación es la distribución de la cuota. Pontevedra, con una flota mayor, adjudicará el 50% del cupo del que disponen para los que realicen pesca dirigida (con anzuelos exclusivamente) y otro 50% para la pesca accidental (enmalle en aguas gallegas), según la Federación Provincial de Confrarías de Pescadores de Pontevedra. A Coruña y Lugo, sin embargo, asignaron el 85% para pesca dirigida y el 15% para la accidental.

"Cuando se reparte miseria, no se hace un buen uso de la gestión de los recursos", lamenta Rodríguez, en referencia también a las asignaciones entre Comunidades Autónomas. "Hay un problema gravísimo en el reparto. El País Vasco tiene un 48% de la cuota, Cantabria un 28% y Galicia, con una flota mucho mayor para capturar xarda en diferentes artes, un 18%", se queja el presidente de Asoar-Armega. Rodríguez asegura que es necesario un nuevo reparto equitativo en el caladero del Cantábrico Noroeste.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook