03 de mayo de 2017
03.05.2017

Reino Unido otorga 25 licencias para buscar crudo en un área que afecta a Gran Sol

03.05.2017 | 01:18

La Oil and Gas Authority (Autoridad de Petróleo y Gas, OGA) de Reino Unido otorgó 25 licencias para la exploración de sus aguas en busca de petróleo y gas a 17 compañías. Londres apuesta por explotar su plataforma continental con la resolución de la ronda de permisos número 29. La pesca gallega se estremece con esta noticia al verse afectado el rico caladero que suponen las aguas situadas al oeste de Escocia, entre las que está Hatton Bank, abundante en gallineta. El Gobierno inglés anunció que en la segunda mitad de este año publicará una nueva ronda de licencias.

Estos permisos proceden de las solicitudes de un total de 24 empresas cuando se cerró el plazo en noviembre de 2016. La superficie ofertada consistía en 1.200 bloques repartidos en una vasta área que incluye Rockall Tough y MidNorth Sea High, de las que se solicitaban 29 licencias para 113 bloques. Con este anuncio se otorgan finalmente 111 de estos bloques. Se sumarán, así, a los 17 permisos que el país mantiene en vigor para firmas como Statoil, Polarcus o Chevron.

El presidente del Consejo Consultivo de Flota de Larga Distancia (LDAC, en inglés), Iván López, reclamó ayer que los requisitos para estas empresas sean tan duros como los que piden para la pesca. "Se trata de actividades que tocan el fondo, cuando los arrastreros tienen prohibido hacerlo", añade el también presidente de los bacaladeros (Agarba).

El gerente adjunto de la Cooperativa de Armadores de Vigo (ARVI), Hugo González, reconoció por su parte que estas actividades ocasionan dificultades en la actividad de la flota, bien sea porque se ven obligados a alejarse "un par de millas" de los barcos que realizan las prospecciones o por el efecto que las ondas sísmicas que utilizan tienen sobre los bancos de peces que se encuentren en la zona. Además, indicó que lo ideal sería que las firmas petroleras encuentren modos de investigación que no afecten a las pesquerías durante esas labores de investigación.

El responsable de la OGA, Andy Samuel, reconoció que la actividad de exploración sufrió "sin duda" como resultado de las difíciles condiciones del mercado, pero indicó que este interés de las compañías ayudará a estimular la actividad y la creación de valor. "La próxima ronda de licencias offshore número 30 se centrará en áreas maduras y se espera que sea la ronda más importante en las últimas décadas", explicó Samuel, que añadió que estará abierta durante 120 días.

En lo que se refiere a la ronda suplementaria ampliada hasta el pasado mes de marzo, la OGA recibió 15 solicitudes para 11 bloques que serán resueltas a lo largo del año.

Reino Unido también adjudicó ocho contratos por valor de 1,5 millones de libras (1,7 millones de euros al cambio actual) para conocer los recursos de su plataforma.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook