08 de noviembre de 2018
08.11.2018

La propuesta de Bruselas para 2019 facilita la mejora del grueso de cuotas de la flota gallega

La UE propone, en línea con los científicos, aumentos en los cupos de jurel, gallo y merluza - En aguas ibéricas, la merluza bajaría un 14%, y un 2% el rape en Gran Sol

08.11.2018 | 01:42

La propuesta de la Comisión Europea para las cuotas del próximo año da un momento de respiro a la flota gallega. Si bien no todo son buenas noticias y existen puntos negros en algunos casos, el cómputo general deja subidas en las principales especies que capturan los buques de la comunidad tanto en aguas ibéricas como en Gran Sol. Bruselas se guió en buena medida por las recomendaciones realizadas en verano por el Consejo Internacional para la Exploración del Mar (ICES, por sus siglas en inglés) y abrió la puerta a subidas justo en el año en que entrará en vigor la temida obligatoriedad de desembarque (el descarte cero). El gallo y el jurel son las especies que dejan las mejores noticias, con propuestas de subidas que se sitúan entre el 10% y casi el 70% respectivamente.

El escenario presentado en este caso parece más benevolente para la flota que el tijeretazo al que se enfrentaba el pasado año durante la tradicional reunión de los ministros de Pesca de la UE de diciembre. De las 89 poblaciones de pesca, tan solo propone reducciones en 22.

Gran Sol. El histórico caladero para la flota gallega es el que saldría mejor parado respecto a las cuotas de 2018. La Comisión Europea propone aumentar un 25% el cupo de merluza en la zona norte (zonas Vb, VI, VII, XII, XIV y VIIIabde) para dejarlo en 131.880 toneladas. En el caso del gallo, propone un 47% más en la zona VII (18.132 toneladas) y un 40% más al oeste de Francia (1.704 toneladas). Mientras, el jurel en la zona norte aumentaría, según Bruselas, un 20% dentro de la tónica general de esta especie.

Sin embargo, al sector le choca la decisión de proponer un 2% menos de rape y dejar la cuota en 32.999 toneladas en Gran Sol, así como un 7% menos en la zona VIIIabde (8.371 toneladas). "Nos llama poderosamente la atención, ya que según el ICES tenía que subir casi un 12% en la zona VII. Nos parece inexplicable teniendo en cuanto las necesidades de la flota española", comenta un representante de la flota pesquera gallega, que también ve "positivo" apoyar una mayor subida en el caso del gallo.

►Aguas ibéricas. En el caso de los caladeros del sur la situación es más complicada. La bajada de un 14% en la merluza y del 26% en la cigala ha sentado "como un jarro de agua fría" a la flota de litoral. "El caso de la merluza es un tema por el que hay que luchar y minimizar esa reducción", aseveraron los representantes de los armadores al conocer la propuesta, que prevé 7.963 toneladas.

La flota considera también negativos tanto el mantenimiento de la cuota cero para la cigala en la zona VIIIc como la bajada en la zona IXa. "Es un sorpresón porque la recomendación del ICES no iba en ese sentido", señala sobre las 281 toneladas propuestas.

En el otro lado de la balanza está el jurel: Bruselas propone aumentar un 69% la cuota al sur de Fisterra (94.017 toneladas ), muy en la línea de lo recomendado por le ICES, y un 18% al norte, en la zona VIIIc (18.858). En este sentido el sector critica la "oscilación" de las propuestas, ya que, recuerda, este año el jurel sufrió un duro recorte en las posibilidades de captura.

Por definir. El sector se encuentra ahora a la espera de saber qué va a pasar con la bacaladilla -lirio-, anchoa y caballa, cuya cuota todavía está por definir.


Haz click para ampliar el gráfico
Compartir en Twitter
Compartir en Facebook