08 de junio de 2019
08.06.2019

Noruega libera tras 40 horas a un arrastrero gallego al que acusa de tirar pescado al mar

El 'Arosa Nueve', que alega que se trataba de restos de gallineta, deposita una fianza para abandonar el país. La retención tuvo lugar el miércoles

07.06.2019 | 23:11
Noruega libera tras 40 horas a un arrastrero gallego al que acusa de tirar pescado al mar

El Arosa Nueve, un arrastrero congelador con base en Galicia, pasó 40 horas retenido por Noruega acusado de haber tirado pescado al mar. Autoridades del país nórdico obligaron al buque a regresar a tierra tras haber filmado en vídeo como lanzaban "una mancha de pescado" al mar, según explicó a este medio el presidente de la Asociación Nacional de Armadores de Buques de Pesca de Bacalao (Agarba), Iván López, a la que pertenece el barco. El Arosa Nueve permaneció en Tromsø, puerto situado al norte del país, hasta ayer por la tarde, cuando se le impuso una fianza para poder seguir faenando. Según relata López, el capitán defendió que en las imágenes lo único que sale son restos „cabezas„ de gallineta y no pescado en sí. Ahora, se espera una "disputa legal".

La retención del Arosa Nueve comenzó en la noche del pasado miércoles. El presidente de Agarba explicó que el barco se disponía a pasar al caladero de Svalbard (archipiélago situado en el océano Ártico) cuando una patrullera tomó las imágenes y, acto seguido, procedió a realizar una inspección a bordo. Pese a que el capitán negó los hechos, las autoridades noruegas ordenaron al barco regresar a tierra. "Después de varias horas a bordo el capitán manifestó no estar de acuerdo y, siguiendo el procedimiento noruego, se dirigieron con la patrullera a puerto", comentó el dirigente de asociación bacaladera.

Según López, la orden de ir a Tromsø, puerto en el que habitualmente descarga el Arosa Nueve, se produjo sobre las 01.30 horas . "Allí la Policía es la que se encarga de todo y se tomó declaración al capitán", completó el presidente de Agarba.

Al negar las acusaciones formuladas por Noruega, las autoridades decidieron imponer una fianza „como hacen con todo barco de pabellón diferente al noruego„ para que el pesquero pudiese salir del puerto. Según explicaron fuentes de la armadora dueña del barco, la vasca Velaspex, el Arosa Nueve aprovechará para hacer gestiones en el puerto de Tromsø y partirá el próximo lunes.

La embarcación está registrada en Agarba, una asociación que aglutina casi el 60% de la cuota de bacalao española y que está integrada en la Cooperativa de Armadores de Vigo (ARVI). El Arosa Nueve, de 56 metros de eslora, cuenta con matrícula de A Coruña, pero su puerto base se encuentra en Pasaia (Guipúzcoa), donde radica Velaspex.

El buque pesquero fue construido en la desaparecida Naval Gijón en 1987 y reformado en 2010 en el astillero gallego Nodosa Shipyard.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook