01 de octubre de 2019
01.10.2019
La Opinión de A Coruña

Un nuevo accidente en el puerto de Malpica eleva la preocupación de los pescadores

Un pesquero se enganchó a una escalera en mal estado y varios marineros tuvieron que cortarla || El patrón mayor insiste en la urgencia del dragado del muelle

30.09.2019 | 21:37
El pesquero enganchado a la escalera del muelle.

Los pescadores del puerto de Malpica miran con recelo al invierno. Sabedores de las necesidades que necesita su puerto, que derivan en una "falta de seguridad", extreman sus acciones a la hora de entrar y salir de la dársena. Pero el último "susto" que vivieron los marineros malpicanos está relacionado no solo con la necesidad del dragado. sino también con la falta de mantenimiento de los elementos del muelle. El pasado domingo un pesquero estuvo a punto de hundirse al quedar enganchado en una escalera rota. "Con la marea baja y al haber poco fondo quedó de lado y se enganchó debajo de las escaleras, que estaban en mal estado. La suerte fue que lo vieron y acudieron a cortar la escalera, sino quedaba el barco abajo", precisa el patrón mayor de la cofradía de Malpica, Pedro Pérez Martelo.

El líder del pósito malpicano sostiene que si se hubiera realizado el dragado esto no habría pasado. "Si tuviera el fondo que debería tener el barco siempre estaría derecho, no se hubiera inclinado ni apoyado en las defensas", matiza Pérez, que recalca el mal estado en el que se encontraban tanto la escalera en la que se quedó enganchada la embarcación como en las defensas del muelle. "Supuestamente está aceptado y proyectado el cambio de esos elementos, pero aquí no se ve nada", apunta el patrón mayor de la entidad, que añade que todavía están esperando una respuesta sobre la seguridad de la dársena de Malpica.

El invierno no tardará en llegar, lo que eleva la preocupación de los pescadores de la localidad tras el hundimiento del Silvosa y la muerte de su patrón, José Ángel Sanjurjo Láuzara, el pasado diciembre. Sin embargo la cofradía de Malpica no recibió más noticias de Portos de Galicia después de que dos técnicos estuvieran en el puerto recogiendo datos. "Hasta ahora no hay contestación ni nada. No sabemos nada más. Seguimos igual", lamenta Pérez.

El dirigente del pósito malpicano teme que la limpieza de la dársena se alargue todavía más. "Tardaron cuatro años en aceptar el dragado de Laxe , no quiero pensar en lo que pueden tardar en nuestro caso y el mal tiempo viene ahí. Si una cosa tan simple como colocar dos defensas y unas escaleras nuevas lleva tanto tiempo no quiero saber cuánto tardará el dragado y el espigón. Este año vamos a estar temblando", expone Pérez, que afirma que van a reclamar que se desarrollen las medidas fijadas "porque así no se puede estar".

El patrón mayor de la entidad malpicana aseguró que está dispuesto a dimitir si no se encuentran soluciones a un problema que afecta diariamente a los pescadores de Malpica. "Como haya otro accidente habrá una guerra muy grande. Solo con que lo haya, no digo que pase nada más", asegura Pérez Martelo, que indica que sería una respuesta a la "inacción" de la Administración: "No atienden a nada, no hacen nada. Ya es por coherencia. Si no hacen nada de lo prometido, carretera. Y listo", comenta. Ante esta opción Pérez explica que no sería el único que optaría por esta vía, sino que parte de la junta general de la cofradía también lo haría.

Este no es el único incidente que vivió el puerto de Malpica. En julio los responsables de la cofradía insistían en la importancia de la seguridad del muelle y del dragado cuando un pesquero que estaba faenando „ el Villar Blanco„ sufrió una vía de agua y tuvo que esperar dos horas para poder entrar en el puerto debido a que la marea estaba baja y por su calado la embarcación no podía entrar hasta que subiera el nivel del mar.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook