05 de mayo de 2019
05.05.2019
La Opinión de A Coruña

Último adiós al Gran Duque de Luxemburgo

Los reyes eméritos Juan Carlos y Sofía asisten al funeral junto a representantes de otras casas reales

05.05.2019 | 00:33
Los reyes eméritos, ayer, a la llegada al funeral.

Luxemburgo dio ayer el último adiós al Gran Duque Juan, veterano de la Segunda Guerra Mundial y apreciado jefe de Estado durante 36 años, en un funeral al que asistieron políticos, ciudadanos y representantes de una decena de casas reales, entre ellos los reyes eméritos Juan Carlos y Sofía, quienes mantienen una excelente relación con la casa real de Luxemburgo desde hace años. Los monarcas españoles, de riguroso luto, acudieron a la misa junto a Beatriz de Holanda o Felipe y Matilde de Bélgica, entre otros.

El Gran Duque Juan falleció el pasado 23 de abril a los 98 años tras varios días hospitalizado por una infección pulmonar. En el 2000 había abdicado en favor de su hijo, el Gran Duque Enrique y actual jefe del Estado, tras más de tres décadas al frente del país y con un historial de condecoraciones por haber luchado contra los nazis.

La ceremonia, celebrada en la capital, arrancó con el traslado de los restos del gran duque desde en el Gran Palacio Ducal, donde se instaló la capilla ardiente, hasta la Catedral de Notre-Dame de Luxemburgo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook