15 de enero de 2015
15.01.2015
Investigación
Al menos dos muertos en una operación antiterrorista en Bélgica
Play
Imágenes del asalto a la vivienda de Verviers donde se encontraban los presuntos terroristas.

La Policía belga mata a dos yihadistas y detiene a otro que estaban listos para atentar

El tercer presunto terrorista ha resultado herido tras asaltar la policía una vivienda en Verviers, en la provincia de Lieja - La Fiscalía asegura que se han evitado atentados "de envergadura" y que iban a ser cometidos "de inmediato"

15.01.2015 | 18:38

Dos presuntos yihadistas han muerto y un tercero ha resultado herida en una operación antiterrorista de la Policía belga en la ciudad de Verviers, situada en la provincia de Lieja (Valonia), según informaron este jueves los medios locales.

Tras la operación, la Fiscalía federal de Bélgica aseguró que con la amplia operación antiterrorista realizada en Bruselas, Verviers y Vilvoorde "se han evitado atentados terroristas de envergadura y que iban a ser cometidos de inmediato" por presuntos yihadistas recién retornados de Siria.

Durante una conferencia de prensa en Bruselas, la Fiscalía confirmó que durante la operación policial realizada en Verviers "murieron dos presuntos yihadistas y un tercero resultó herido".

Este tercer yihadista ha sido detenido en la intervención policial.

"Los sospechosos se disponían a cometer atentados terroristas de envergadura y de manera inminente", señaló la misma fuente, que también apuntó a que los miembros de ese presunto grupo yihadista habían estado en Siria.

Los sospechosos dispararon "durante largos minutos" con armas automáticas y cortas contra las fuerzas del orden, pero ningún agente ha resultado herido, agregó.

La Fiscalía confirmó asimismo que se han llevado a cabo una decena de operaciones en Verviers, Bruselas y Vilvoorde en el marco de una investigación sobre sospechosos que habían regresado de Siria.

La investigación de la Fiscalía federal comenzó antes de los atentados terroristas de la pasada semana en París, en los que fallecieron 17 personas, y según las fuentes la macro-operación de la capital belga no está vinculada con esos ataques.

El Órgano de Coordinación para el Análisis de las Amenazas (OCAM, en francés) ha elevado el nivel de alerta para todo el país del nivel 2 al 3, sobre una escala de 4.

Por otro lado, un hombre de origen africano que habría gritado "Alá es grande" en la estación del metro Ribeaucourt, en Molenbeek-Saint-Jean, un municipio de la región Bruselas-Capital, ha sido detenido, indicaron fuentes policiales a la Agencia Belga.

La policía federal de Bélgica recibió una llamada sobre las 17.00 GMT alertando de la presencia de un hombre armado en esa estación del metro, que profería frases religiosas en árabe y en francés.

Agentes de la policía federal y de la zona oeste (Jette, Koekelberg, Ganshoren, Berchem-Sainte-Agathe y Molenbeek-Saint-Jean) se trasladaron hasta el lugar y posteriormente el hombre fue detenido.

Los testigos que le vieron en la estación de metro serán interrogados y las imágenes de las cámaras de vídeo serán analizadas para esclarecer lo ocurrido.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook