Los miembros del Comité Nacional Demócrata (DNC) eligieron ayer como líder al hispano Tom Pérez, candidato oficialista del ala más tradicional del partido, que ha prometido reforzar la estructura local demócrata para vencer a los republicanos y al presidente Trump en las próximas elecciones legislativas de 2018.

Pérez, exsecretario de Trabajo con Barack Obama y abogado de derechos civiles, de origen dominicano y de 55 años, logró 235 de los 445 votos de los compromisarios demócratas reunidos en Atlanta (Georgia) desde el jueves para elegir al nuevo líder.

Lo primero que hizo Pérez después de ser nombrado fue tender la mano al congresista por Minesota Keith Ellison, del ala más progresista del partido, la más próxima a Bernie Sanders. Afroamericano y musulmán, Ellison surgió con fuerza como el mayor contrincante de Pérez para la presidencia demócrata.

"Quiero proponer una moción que he debatido con mi buen amigo Ellison para suspender ahora mismo las reglas y nombrarle vicepresidente del Comité Nacional Demócrata", dijo Pérez, quien recibió el apoyo unánime a su propuesta de los compromisarios reunidos en Atlanta.

La estadounidense Khalilah Ali, primera esposa del boxeador Muhammad Ali (Cassius Clay), y uno de los hijos de ambos, fueron detenidos días atrás durante dos horas en el aeropuerto de Fort Lauderdale, en Florida (EEUU), según informaron ayer medios estadounidenses. Ali, que fue campeón del mundo de los pesos pesados, falleció en junio de 2016, a los 74 años, en Arizona.

El hecho ocurrió el pasado 7 de febrero, cuando la mujer y su hijo Muhammad Ali Jr. retornaban de unos actos sobre la historia afroamericana en Montego Bay (Jamaica) y fueron detenidos por agentes de Inmigración de EEUU, según informó Chris Mancini, un ex fiscal federal y amigo de la familia.

De acuerdo con el abogado, ambos fueron sometidos a interrogatorios por separado y mientras Khalilah fue liberada tras enseñar una fotografía suya junto al boxeador, el hijo, que no tenía una prueba similar, tuvo que responder preguntas de los agentes durante unas dos horas. "¿Eres musulmán?, ¿de dónde viene tu nombre?", fueron algunas de las preguntas que los agentes le hicieron a Ali, según el abogado, quien añadió que el hijo del boxeador, nacido en Filadelfia en 1972, fue interrogado sobre sus creencias religiosas. "Para la familia Ali, queda muy claro que esto está directamente relacionado con los esfuerzos del señor Trump para prohibir (la entrada) de los musulmanes", indicó.