18 de octubre de 2017
18.10.2017

Israel amenaza con romper el diálogo con la ANP si Hamás no se desarma

18.10.2017 | 01:22

El Gobierno israelí anunció ayer sus condiciones para negociar con el Ejecutivo palestino (ANP), después del acuerdo de reconciliación entre el partido Al Fatah (que domina la ANP) y los islamistas radicales del grupo Hamás, al que Israel, Estados Unidos, la Unión Europea y otros países consideran una organización terrorista.

"De acuerdo con decisiones anteriores, el Gobierno israelí no mantendrá negociaciones diplomáticas con un Gobierno palestino que depende de Hamás, una organización terrorista que insta a la destrucción de Israel, mientras Hamás no cumpla las siguientes condiciones", especificó el Ejecutivo en un comunicado.

Las demandas enunciadas a continuación incluyen el desarme de Hamás, su reconocimiento de Israel, el "abandono del terrorismo" y la devolución de los civiles israelíes presos y de los cuerpos de dos militares caídos en la franja de Gaza.

Además, el Gabinete de Seguridad israelí, reunido ayer para tratar las relaciones con los representantes palestinos tras el acuerdo de reconciliación política palestina, exige que la ANP ejerza el "control absoluto de seguridad en Gaza", incluida la vigilancia de los pasos fronterizos, en los que exige que los dirigentes palestinos "impidan el contrabando" y gestionen las transferencias de fondos y de equipos humanitarios.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook