13 de enero de 2019
13.01.2019
ÚLTIMA HORA
Errejón anuncia que deja su escaño en el Congreso

El FBI investigó a Trump por sospechar que cumplía órdenes del Gobierno de Rusia

El presidente de Estados Unidos arremete contra el exdirector de la agencia, un "poli corrupto" y un "completo inmoral"

13.01.2019 | 01:16
Donald Trump, ayer en una reunión en la Casa Blanca.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha descargado su ira contra el FBI tras conocer que la agencia llegó a investigarle bajo la sospecha de que estaba cumpliendo las órdenes del Gobierno ruso cuando decidió despedir en mayo de 2017 al entonces director de la organización, James Comey, según han informado múltiples fuentes cercanas al proceso al New York Times.

Trump ha calificado a Comey como un " poli corrupto" y un "completo inmoral" al que "todo el mundo quería despedir", según ha escrito en su cuenta de Twitter. Y condenó la investigación "sin motivos ni pruebas" del FBI.

"He sido más duro con Rusia que [los expresidentes] Obama, Bush o Clinton. Tal vez más duro que ningún otro presidente", ha añadido Trump antes de puntualizar que "llevarse bien con Rusia es bueno, no es malo". "Espero que algún día restauremos nuestras buenas relaciones con Rusia", ha añadido.

Aunque se desconocen más detalles de la investigación, que se ha incorporado a las pesquisas generales que está desarrollando el investigador especial Robert Mueller sobre la posible conspiración entre la actual administración y el Gobierno ruso, se trata de la primera vez que se tiene constancia de que las agencias estadounidenses consideraron a Trump, ya presidente, como una amenaza para la seguridad nacional.

El ex abogado principal del FBI, James A. Baker, ha explicado al diario que el FBI comenzó la investigación tras concluir que el despido de Comey podría haberse tratado de un esfuerzo para obstaculizar la investigación de Mueller. "Y, más aún, para obstaculizar nuestra capacidad para comprender qué habían hecho los rusos, y ahí residía la amenaza a la seguridad nacional", ha puntualizado.

El abogado de Trump y exalcalde de Nueva York, Rudy Giuliani, ha minimizado la importancia de la investigación. "Si no han conseguido nada en un año y medio, significa que no hay nada", ha declarado al diario, aunque reconoció que desconocía los detalles de la misma.

Las fuentes del FBI han subrayado que esta investigación nunca tuvo naturaleza criminal, sino que la llevó a cabo su sección de contrainteligencia, con la diferencia de que estos casos no acaban en los tribunales sino en manos de las agencias de inteligencia especializadas como la CIA, o bien en las de personas especiales como el investigador Mueller. El FBI decidió investigar tras declarar Trump ante diplomáticos rusos que "había despedido a Comey por estar como una cabra".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook