La intransigencia francesa sobre las condiciones exigibles a Reino Unido para concederle una prórroga del Brexit hicieron chocar ayer con dureza en el Consejo Europeo a la canciller alemana, Angela Merkel, y el presidente galo, Emmanuel Macron. Como resultado, la cumbre comunitaria se internó hacia la madrugada sin ninguna idea clara. Ni siquiera que Londres no deje la Unión Europea mañana, viernes día 12, sin acuerdo.

La idea de una prórroga más allá del 22 de mayo „para evitar que May tenga que convocar elecciones europeas„ estaba en el aire anoche por la oposición francesa. París consideró que no hay justificación para conceder ese tipo de aplazamiento tras escuchar las explicaciones de la primera ministra británica, Theresa May, ante el Consejo, que fueron consideradas vagas en cuanto a las posibilidades de lograr un acuerdo entre conservadores y laboristas que garantice una aprobación en el Parlamento de un acuerdo de salida.

Para Macron, una salida sin acuerdo era anoche preferible a que la Unión Europea funcione mal debido a la permanencia del Reino Unido en el bloque. De ahí que Francia se inclinase por imponer a Londres la renuncia al veto durante la vigencia de la prórroga.

Merkel, por el contrario, se mostró más comprensiva con las dificultades británicas.

Para la canciller, que a medianoche de ayer arrastraba a su postura a una mayoría de sus colegas, sólo era necesario exigir a May el compromiso de aprovechar la prórroga para lograr un acuerdo en los Comunes. Los países aliados a Merkel se mostraban divididos entre una prórroga hasta fin de año o hasta marzo del próximo año 2020. El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, aboga por mantener la "cabeza fría" ante una "situación histórica" y afirma que se busca "tratar por todos los medios que no haya un Brexit desordenado".

Durante su intervención en el Consejo, May mostró preferencia por la prórroga hasta el próximo 30 de junio, pero se abrió a admitir otra más larga, a condición de que sea flexible y permita a Londres abandonar el club en cuanto apruebe un acuerdo de salida.