Corea del Norte elevó ayer la tensión al disparar dos proyectiles que Corea del Sur han identificado como misiles de corto alcance. El lanzamiento llega después del realizado el sábado y muestra la degradación de los intentos de diálogo con EEUU.