La Corte Penal Internacional consideró ayer culpable al exlíder de las Fuerzas Patrióticas para la Liberación del Congo, Bosco Ntaganda de 13 crímenes de guerra y 5 de lesa humanidad. Entre los crímenes cometidos por Ntaganda, alias Terminator, se encuentran el alistamiento de niños soldado, permitir abusos sexuales a menores de edad y ordenar ataques contra la población civil de Ituri, entre 2002 y 2003. El tribunal consideró probado "más allá de la duda razonable" que Ntaganda fue el responsable directo de los crímenes de asesinatos y persecución, e indirecto del resto de cargos a los que se enfrentaba.