El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, amenazó ayer con enviar a Europa a presos de Estado Islámico (ISIS) en su país, si la Unión Europea le sanciona por buscar gas en aguas de Chipre. La UE aprobó el lunes un marco jurídico que le permite adoptar sanciones contra personas o entidades turcas responsables de esas prospecciones.