02 de diciembre de 2019
02.12.2019

El SPD, en manos del ala izquierda, decide el jueves si rompe la coalición con Merkel

La ultraderechista AfD da entrada en su dirección a representantes del sector más radical, próximo a los neonazis y bien implantado en el Este de Alemania

01.12.2019 | 23:29
Charles Michel (Consejo), Ursula von der Leyen (Comisión), David Sassoli (Parlamento) y Christine Lagarde (BCE).

El SPD, que desde el sábado está dirigido por su ala izquierda, decidirá este jueves si rompe el Gobierno de coalición con los democristianos (CDU-CSU) de la canciller Merkel. La decisión se tomará tras consultar a los delegados asistentes al congreso de la formación, que debe ratificar la nueva dirección socialdemócrata.

El tándem formado por el exministro de Finanzas del land de Renania del Norte-Westfalia, Norbert Walter Borjans, y la diputada Saskia Esken se impuso el sábado en las primarias del SPD con un respaldo del 53%. La fórmula continuista, encarnada por el vicecanciller, Olaf Scholz, y la diputada Klara Geywitz, recabó un 45%.

El acuerdo de coalición entre Merkel y los socialdemócratas, firmado en marzo de 2018, prevé su revisión a principios de 2020 y la nueva dirección del SPD es partidaria de abordar la ruptura del pacto, a menos que la canciller dé el visto bueno a un aumento del salario mínimo, inversiones en infraestructuras y medidas adicionales anticalentamiento global.

También en la ultraderecha germana ha habido movimientos radicales este fin de semana. El partido Alternativa para Alemania (AfD) renovó su dirección e incorporó a varios representantes del ala próxima a los neonazis.

El ascenso de los radicales se plasmó en la elección como copresidente de Tino Chrupalla, apoyado por la facción conocida como Flüge ( Ala), cuyos dirigentes son los que obtienen los mejores resultados para la AfD, en el lander del Este. Algunos de sus miembros tienen expedientes de expulsión por proclamas racistas o negacionistas del Holocausto. Son considerados, sin embargo, un mal necesario, por captar el voto más joven y radical.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook