Un hombre de 73 años ha muerto y otras 346 personas tuvieron que ser evacuadas en Puerto Rico por el terremoto de magnitud 6,4 que se registró al sureste de la isla caribeña y que es el más grave de la historia reciente del país, según informaron las autoridades puertorriqueñas.

El seísmo se registró en torno a las 04.24 (hora local), tras lo cual la Red Sísmica emitió una alerta por riesgo de tsunami para Puerto Rico e Islas Vírgenes, aunque poco después fue cancelada.

Hasta el momento la única víctima confirmada es un hombre que falleció al caérsele encima una pared de su casa, ubicada en Ponce, en el sur de Puerto Rico. "Había una pared que dividía la pared de la casa arriba, él dormía en uno de esos laterales y en uno de los movimientos la pared se desprendió y le cayó en la espalda", explicó su cuñado.