El amante interior.

Danzar la intimidad.

La sexualidad es una parte fundamental de nuestras vidas y una hermosa herramienta de crecimiento personal. La salud, la autoestima o el sentimiento de autorrealización dependen en gran medida de nuestra capacidad de sentirnos cómodo en nuestro cuerpo y de la buena vivencia de la intimidad y la sexualidad.

A menudo dejamos las propias necesidades por el estrés, el exceso de responsabilidades y preocupaciones, o por no saber decir no.

Este curso es una oportunidad para explorar, superar las dificultades y generar una mirada más amorosa hacia tí mism@, donde las principales necesidades a atender sean las propias. Esto te permitirá conectar mejor contigo y con los demás.