Proyección de la película italiana de Michelangelo Frammartino.

En agosto de 1961, los espeleólogos del floreciente norte de Italia llegan a una meseta de Calabria donde el tiempo parece detenerse. Los intrusos descubren una de las cuevas más profundas del mundo, el abismo de Bifurto, bajo la mirada de un viejo pastor, única testigo del territorio virgen.

Ganadora del Premio especial del Jurado en Venecia, Il Buco es un viaje a una Calabria edénica, ajena al revuelo del mundo moderno. Un film de imágenes cristalinas que nos limpia la mirada para que nos sintamos como esos exploradores de las profundidades que descubren por primera vez el interior del mundo.