10 de agosto de 2017
10.08.2017
Un minuto

¡Ojo con la siesta del carnero!

10.08.2017 | 00:50
¡Ojo con la siesta del carnero!

Que el sueño del conductor está en la base de múltiples accidentes de tráfico es incuestionable. Solo en Galicia se registran 5.000 siniestros cada año con lesiones de toda índole por la somnolencia del conductor. Y se cuentan unas 800 muertes en estos últimos cinco años en España causadas por dormirse al volante. El tema es tan serio que se proponen medidas para reducir tal sangría; bastantes son del todo lógicas como interrumpir la conducción cuando se notan los primeros síntomas de la somnolencia, evitar coger el volante después de una comida copiosa o tras la toma de ciertos medicamentos, procurar no conducir de noche, etc. Hay algún extremista que incluso plantea el prohibir la conducción de coches en cuanto anochece? Echaba yo en falta a mención de una circunstancia que yo he experimentado, y que acontece a veces a plena luz del día, antes de comer, en una ruta que haces con frecuencia, y alguien me dijo que se denomina la "siesta del carnero", provocada por una hipoglucemia, la escasez en esos momentos de recursos energéticos, que puede inhibir la actividad cerebral, y como ya conoces el camino vas cayendo plácidamente en un sueño que puede ser mortal. Pues queda anotado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine