Kiosco

La Opinión de A Coruña

Pedro de Silva.

La línea del frente

Desde poco después del comienzo de la guerra se mantiene en este billete que el mal menor esperable es un alto al fuego que lleve a un armisticio, la partición de hecho de Ucrania y un nuevo pacto de seguridad entre bloques. Ahora bien, no debería echarse mano a razones para ver esta solución como justa, a fin de justificarla. Es injusta de la cruz a la fecha pero viene obligada por el bien mayor de evitar una tercera guerra mundial. Importa mucho no dejarnos contaminar y corromper por el falaz argumentario ruso, en el que se deja fuera la cuestión principal: que Rusia es hoy de facto una dictadura, que en el resto de Europa, incluida Ucrania, reina la democracia, que a Ucrania la apoyan todas las democracias reales del mundo y que a Rusia no la apoya ninguna. Por tanto esa es la línea del frente y (siento decirlo) el que no la vea no tiene muy claro el valor de la democracia.

Compartir el artículo

stats