Kiosco

La Opinión de A Coruña

Pedro de Silva.

La montaña mágica

Bajando hacia el centro de la ciudad adelanto a cuatro varones entre la segunda y la tercera edad que comentan un triste accidente de montaña. Montañeros sin duda los cuatro, hablan de posibles causas, las circunstancias del lugar, etcétera, mientras al hilo de la charleta van saliendo sus historias personales en distintos puntos de la región más montañosa de uno de los países más montañosos de Europa. El montañero avezado suele conocer cada sierra, cada senda, cada pico y es capaz de identificarlos uno por uno desde cualquier lugar. Se nota que los cuatro del grupo van gozando de ese mundo que se despliega un día a la semana pero alimenta, al evocarlo, los restantes. ¿Es un deporte, un culto o una religión completa, con la montaña como objeto devocional? Los dejo atrás, llego al centro, compro el pan, al salir me los cruzo otra vez y la frase que capto va de la misma misa.

Compartir el artículo

stats