09 de septiembre de 2018
09.09.2018
La Opinión de A Coruña

La "suerte maldita" de tener talento

Galicia cuenta con 1.600 alumnos con una inteligencia superior a la media, con 130 puntos o más de cociente intelectual - El 30% sufre fracaso escolar

09.09.2018 | 01:34
Participantes en un taller centrado en alumnos con altas capacidades.

El pasado agosto se hacía pública la noticia de una niña británica de tres años de edad, Ophelia Morgan-Dew que, con un cociente intelectual (CI) de 171 puntos se convertía en la persona más joven del Reino Unido en entrar en la sociedad para superdotados Mensa. Pese a su elevada puntuación, superior a la de Albert Einstein o Stephen Hawkings, la pequeña comparte los mismos rasgos que el resto de niños con altas capacidades como una rápida comprensión y asimilación de conceptos, desarrollo de ideas propias a temprana edad, destrezas lingüísticas y matemáticas... en definitiva, una edad mental superior a la edad cronológica. Poseen una capacidad intelectual superior a la media -en Galicia se determinan las altas capacidades a partir de un CI de 130 mientras que la franja normal se sitúa entre 85 y 115- pero pese a su potencial el 30% de ellos tiene fracaso escolar. Según los últimos datos del Ministerio de Educación, hay 1.580 menores con estas aptitudes en Galicia. Apenas constituyen el 2% de las personas potenciales con altas capacidades, que son el 8% de la población.

"El fracaso de un 30% es un porcentaje demasiado elevado porque son niños a los que no les falta capacidad por lo que las causas tienen que venir de otro lado, por desmotivación o la falta de ajuste del planteamiento curricular o con la falta de respuesta a sus intereses. En definitiva, son causas más externas que internas al propio niño", explica Carmen Pomar, directora de la Unidad de Atención Educativa en Altas Capacidades de la Universidad de Santiago de Compostela y presidenta del comité científico del I Congreso de Altas Capacidades que se celebrará la próxima semana, de viernes a domingo, en Santiago. El objetivo del congreso es dar a conocer iniciativas pioneras, experiencias personales de jóvenes talentos y, entre otras cuestiones, motivar a los docentes para desarrollar el potencial de sus alumnos, no solo de los que cuentan con un talento excepcional, sino todos los que están en el aula. El plazo de inscripción para inscribirse en la cita finaliza mañana, lunes.

Una de las mayores eminencias en el campo del estudio de las altas capacidades es el profesor Joseph Renzulli, de la Universidad de Connecticut, mentor de la propia Pomar. Renzulli inaugurará el congreso con una conferencia en la que hablará del modelo de enriquecimiento curricular, que junto a la flexibilización (el salto de curso de un alumno con altas capacidades) es una de las adaptaciones que pueden poner en marcha los centros educativos para fomentar el potencial de un niño. "Necesitamos que nuestros hijos no se pierdan por el camino, mucho talento se puede porque no se cultiva y no solo pierden nuestros hijos, pierde la sociedad", remarca Marisa Dequidt, vicepresidenta de la Asociación de Altas Capacidades de Galicia, que organiza el congreso. "Esto es una necesidad educativa, tampoco es que sea una desgracia pero tampoco es una bicoca como mucha gente piensa", recalca.

Enriquecimiento curricular

El enriquecimiento curricular, explica Pomar, consiste en aprovechar que en el aula hay un alumno con altas capacidades para enriquecer al resto de compañeros. Consiste en un planteamiento distinto en el que se trabaja a partir del interés de los alumnos con proyectos de investigación en los que los estudiantes cambian de roles a lo largo del curso. En un momento coordinan y en otros son el secretario o quien busca la información o el material.

En Galicia hay once centros que trabajan oficialmente con este sistema aunque en realidad la cifra de los que lo aplican asciende a 25, un número todavía muy reducido, a juicio de Ángel Curras, profesor del colegio Eduardo Pondal, de Cangas, que desde hace cinco años trabaja con ese sistema en todos los cursos de Primaria y Secundaria, independientemente de que haya o no alumnos con altas capacidades.

"El profesor en el aula tiene presente si los hay al igual que también tiene en cuenta si hay alumnos con TDAH o asperger o cualquier otra necesidad educativa pero el objetivo es trabajar en la inclusión y que todos estén muy motivados para que puedan desarrollar todo su potencial", explica Currás, que participará también en el congreso.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

SELECTIVIDAD A CORUÑA 2020


Toda la información sobre la selectividad

Consulta aquí toda la información sobre las pruebas de acceso a la Universidad: notas de corte, resultados y noticias

Neomotor

Toda la información sobre el mundo del motor

Conoce las últimas tendencias y las novedades en coches, motos y la industria automovilística.