04 de marzo de 2019
04.03.2019
La Opinión de A Coruña
Consejos sanitarios

Osteopatía

04.03.2019 | 00:28
Osteopatía

Vivimos momentos extraños en los que surgen diferentes opiniones que generan alarma en la sociedad. En realidad, el mayor problema es la falta de una información correcta que pueda ser entendida con facilidad y resuelva las dudas que a todos se nos plantean cuando de nuestra salud se trata.

El tema de la "medicina alternativa" resulta muy controvertido pues sus seguidores defienden estas terapias como si del evangelio se tratase ensalzando sus ventajas y obviando cualquier duda que se pueda plantear. En el polo opuesto se sitúan sus detractores, quienes señalan que no sirven para nada y que, incluso, resultan perjudiciales para la salud.

Para aclarar mis dudas me he puesto en contacto con Camilo, Lic. CCs AF y Deporte, Fisioterapeuta y Osteópata D.O. y Co-Director de EMRA Formación que es un profesional cualificado que se dedica a tratar diferentes patologías desde una perspectiva amplia. Lo primero que me indica es que, etimológicamente, la palabra osteopatía proviene del griego Osteon (Hueso) y Pathos (efectos que vienen del interior).

Considerada por unos disciplina terapéutica y medicina manual por otros, se trata de un conjunto de conocimientos basados en:

▶ Materias fundamentales: anatomía, fisiología, biomecánica, mecanobiología, etc. del cuerpo humano.

▶ Patología: cómo intervienen diferentes tejidos en la implantación de una lesión.

▶ Tratamiento: la aplicación de técnicas de normalización de la calidad de los tejidos y por tanto de sus funciones.

Su mecanismo de funcionamiento se centra en que los mecanismos de autorregulación en el organismo están asegurados por el sistema nervioso, circulatorio-linfático y mecánico. La pérdida o reducción de estos mecanismos intrínsecos, puede llevar a estados patológicos. Los tratamientos osteopáticos son más eficaces y eficientes en estados pre-patológicos, pero, por falta de información y/o cultura sanitaria se acude en fases más avanzadas de la alteración de salud. En estos casos de mayor evolución la osteopatía también facilita los mecanismos inherentes de autorregulación, permitiendo que el cuerpo recupere y consiga la normalización de las funciones alteradas.

Dentro de contextos holísticos de salud, la osteopatía a través de enfoques bio-psico-sociales (OMS 2003), promueve la recuperación de la homeostasis y equilibrio mecánico del conjunto de los tejidos corporales con la aplicación de técnicas manuales dirigidas a los tejidos identificados como patológicos en el diagnóstico funcional osteopático.

La intervención osteopática realiza un diagnóstico funcional a partir del cual utiliza un conjunto de métodos y técnicas con finalidad terapéutica y/o preventiva que, aplicados manualmente sobre los tejidos musculares, articulares, conjuntivos, nerviosos? obtienen de forma directa o refleja reacciones fisiológicas que equilibran y normalizan las diferentes alteraciones musculares, osteoarticulares, orgánicas y funcionales, mejorando o resolviendo el cuadro clínico.

De manera coloquial, se trataría de una terapéutica manual que ayuda a aliviar, corregir y recuperar lesiones musculo-esqueléticas y patologías orgánicas. Aunque a la Osteopatía se la relacione fundamentalmente con problemas que afectan al aparato locomotor, lo cierto es que trata al ser humano de forma global, como un todo, restableciendo el equilibrio perturbado mediante técnicas manuales dirigidas a cualesquiera de los tejidos afectados.

La osteopatía se puede clasificar en:

-Osteopatía estructural:

Dirigida al sistema musculoesquelético se aplican diversas técnicas adaptadas a cada disfunción, a cada tejido, a cada paciente, dándose durante la sesión de tratamiento, un continuo análisis y decisión del Osteópata, sobre qué técnica aplicar.

-Osteopatía visceral:

Orientada a actuar sobre los tejidos que participan en las funciones viscerales (membranas fibrosas, musculatura lisa, tejidos conjuntivos de deslizamiento entre órganos, vasos, nervios?) y que deben estar libres. No siempre ocurre debido a adherencias y/o tracciones miofasciales que dificultan la movilidad normal de las vísceras.

-Osteopatía craneal:

Basada en técnicas manuales que liberan y facilitan la micromovilidad del cráneo y el conjunto de la relación craneosacra a través de las membranas meníngeas y el papel del líquido cefalorraquídeo. Lesiones como las alteraciones posturales, traumatismo, desequilibrios musculares que pueden afectar a nervios craneales, arterias, glándulas y otros tejidos que provocan neuralgias, dificultad de visión, audición, alteraciones de algunas funciones glandulares, vértigos, migrañas e incluso a través del sistema nervioso vegetativo, trastornos digestivos, respiratorios, vasculares

En 1962, en EE.UU se decretó la equivalencia entre D.O y M.D (Doctor en Medicina). En Canadá, Japón, Australia, Inglaterra y en los países de influencia anglosajona, la Osteopatía coexiste oficialmente con otras profesiones de la salud, médicos, fisioterapeutas, quiroprácticos, etc.

En la Europa continental, diversos países como Francia, Bélgica, Noruega, Suiza, Alemania, han adoptado el formato de estudios independientes de entre 4 y 5 años, pero coexisten con modelos de complementación para Médicos y Fisioterapeutas, quienes realizan aproximadamente 1500 h. de formación complementaria.

En España, en los últimos 20 años, la Osteopatía ha tenido un gran desarrollo gracias a escuelas de alto nivel curricular (aproximadamente 1500 h de estudios), reconocidas internacionalmente por su aportación al conocimiento y a la ciencia osteopática.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

SELECTIVIDAD A CORUÑA 2020


Toda la información sobre la selectividad

Consulta aquí toda la información sobre las pruebas de acceso a la Universidad: notas de corte, resultados y noticias

Neomotor

Toda la información sobre el mundo del motor

Conoce las últimas tendencias y las novedades en coches, motos y la industria automovilística.