30 de abril de 2019
30.04.2019
La Opinión de A Coruña

La congregación religiosa valora una sentencia que considera "esperada y necesaria"

29.04.2019 | 20:37

Los Maristas de Catalunya-Fundación Champagnat valoraron ayer la condena a 21 años de cárcel al exprofesor de educación física de su colegio en Sants-Les Corts, Joaquim Benítez, porque consideran que la sentencia era "esperada y necesaria".

En un comunicado, la Fundación Champagnat reiteró su "respeto por la justicia". "Esta era una sentencia esperada y necesaria, que tiene en cuenta a las víctimas y que valoramos de forma positiva teniendo en cuenta que la institución marista fue la primera en denunciar Joaquín Benítez en 2011, mucho antes que cualquier otro denunciante", indicaron.

Los Maristas afirman que fueron "desde el primer momento los primeros interesados en que la justicia pueda actuar" y que ya pidieron en el año 2016 en el Congreso que no prescribieran los delitos relacionados con el abuso sexual a menores. "La institución marista reitera que hemos afrontado los hechos, hemos pedido perdón en todos los casos, y hemos puesto todos los medios necesarios para que esto no vuelva a pasar", añadió la congregación en su nota.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Neomotor

Toda la información sobre el mundo del motor

Conoce las últimas tendencias y las novedades en coches, motos y la industria automovilística.