11 de octubre de 2019
11.10.2019
La Opinión de A Coruña

La Valedora insta a fijar una espera máxima para pacientes que rechazan la concertada

Las numerosas quejas que tiene el sector de la sanidad llevan al alto comisionado gallego a buscar soluciones urgentes de la mano de la Administración autonómica

10.10.2019 | 23:06
Dolores Fernández Galiño, durante el discurso de investidura como Valedora.

La sanidad es lo que más preocupa a los gallegos. Al menos a los que están dispuestos a hacer llegar sus quejas a la Valedora do Pobo, ya que acapara cuatro de cada diez reclamaciones atendidas por la institución el pasado año, con especial hincapié en la escasez de pediatras. Queda de manifiesto en la memoria y ayer la alta comisionada, Dolores Fernández Galiño, volvió a incidir en la materia, pero esta vez con las listas de espera en el punto de mira, y se ponía como meta que la Consellería de Sanidade "concrete el tiempo máximo garantizado de lista de espera para los pacientes que rechazan la oferta de acudir a un centro concertado, que debe ser razonable".

Así lo expuso en la presentación de su informe ante la Comisión de Peticiones de la Cámara gallega, donde reivindicó la necesidad de "organizar la demanda" dado que estos pacientes "tienen derecho a tener la garantía de un tiempo máximo de espera", incidió, un derecho que "ahora mismo no está garantizado normativamente". De hecho, añadió que por esta razón se reunió ayer con cargos de la Consellería para trabajar en soluciones "y poder concretar, más o menos, un plazo en el que se podría ofrecer la atención en el centro de elección del paciente".

En el informe, el alto comisionado dedica un apartado a la situación de estos pacientes. Señala que "el hecho de que la normativa vigente establezca que en aquellos casos en los que el paciente rechace la alternativa que se le ofrece para ser atendido en un centro derivado, y decida seguir esperando para ser intervenido en su centro de origen, no se le aplique el derecho de garantía de tiempos máximos de espera genera mucha incertidumbre entre los afectados", que reside en "en el hecho de que no existe un tiempo límite establecido legalmente para su atención".

"Los retrasos en las listas de espera ocupan un volumen importante del trabajo de esta institución", sostiene el informe, de ahí que la Valedora anunciase ayer que su departamento trabaja también para que las personas que ingresen en la lista de espera con prioridad 3 puedan, "de alguna forma, y teniendo en cuenta que las prioridades 1 y 2 van por delante, conseguir que los pacientes conozcan un tiempo mínimo y máximo de espera".

Fernández Galiño destacó que a raíz de "la cantidad de quejas" en el ámbito sanitario y a su "importancia", ha sumado a su equipo una persona de perfil técnico médico y jurídico, "conocedora desde la primera línea de la situación de la sanidad". Porque, según el informe, "las denuncias en materia de retrasos en listas de espera o la cobertura de bajas temporales en ciertas especialidades, son problemas de continúa gestión en esta oficina".

Dado que la nueva Valedora asumió el cargo el pasado mes de julio, advierte ya de que el próximo año lo que presentará es una "memoria de transición". La parte que compete a su mandato ha arrancado, dijo, con la apertura de varias investigaciones de oficio. Una de ellas se refiere a las personas que fallecen en situación de soledad, aunque también ha abierto investigaciones en materia de violencia de género, familia y menores.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Neomotor

Toda la información sobre el mundo del motor

Conoce las últimas tendencias y las novedades en coches, motos y la industria automovilística.

 

Lo último Lo más leído