17 de octubre de 2019
17.10.2019
La Opinión de A Coruña
Consejos sanitarios

Alimentos 'quemagrasas'

16.10.2019 | 20:32

Esta curiosa denominación se refiere a alimentos que presentan unas propiedades concretas relacionadas con su composición química. Es una palabra que se ha popularizado a lo largo de los años y se utiliza con frecuencia. Pueden resultar adecuados si realizas una dieta de adelgazamiento controlada por un especialista, pero no son milagrosos ni debes abusar de su ingesta incontrolada. Olvídate de consumir suplementos que los contengan sin un control médico adecuado porque pueden causar serios problemas de salud.

Su clasificación es funcional, centrada en el mecanismo de actuación que se les atribuye. Algunos se consideran termogénicos ya que actúan sobre la capacidad del organismo para generar calor a través de las propias reacciones metabólicas. Otros actúan directamente contra la grasa que ingerimos y acumulamos y se consideran depurativos, antiinflamatorios, diuréticos, activadores del metabolismo, etc., propiedades relacionadas con la reducción de grasas y toxinas negativas para el organismo. Aunque son muy numerosos, destacarían:

-Aguacate, en su composición se encuentra una elevada proporción de ácidos grasos mono y poliinsaturados saludables que favorecen el metabolismo de las grasas y aportan saciedad (lo que reduce la cantidad de comida que ingerimos). Presenta vitaminas E y C (antioxidantes) y del grupo B. Su consumo no debe ser excesivo porque 100 gramos aportan más de 150 calorías. Prepara un guacamole y consúmelo con vegetales crudos (zanahoria, pimiento, espárragos, etc.) para aprovechar todo su potencial.

-Brócoli, vegetal rico en calcio (elemento al que se atribuye una elevada capacidad quemagrasa) y con una elevada proporción de fibra (que favorece la formación de heces y reduce el estreñimiento). Puedes consumirlo cocido en agua con sal y aliñado con orégano y aceite de oliva o en zumos naturales (con naranja, fresa y manzana, por ejemplo).

-Canela, considerada una especia hipolipemiante, reduce los niveles de lípidos y azúcar en la sangre según señalan estudios recientes. También es antioxidante y se recomienda utilizarla como sustituto del azúcar para endulzar tus postres.

-Espinaca, un vegetal de hoja verde rico en minerales, fibra y vitaminas que le proporcionan su capacidad quemagrasa. Su elevado poder saciante favorece este efecto. Cuécelas en agua con sal y añade aceite de oliva virgen una vez cocinadas. También puedes utilizar los brotes frescos para consumir crudos en ensalada.

-Espirulina, un alga rica en yodo a la que se atribuye la propiedad de activar la glándula tiroidea y mantener la temperatura corporal. Puedes añadirla a platos dulces, salados, zumos, batidos, etc. Su consumo no puede ser arbitrario y debe ser consultado al médico.

-Jengibre, un condimento que se considera activador metabólico, antinflamatorio y antioxidante. Además, se cree que reduce la hinchazón abdominal y participa en la obtención del ansiado "vientre plano". Consúmelo fresco en ensalada o como acompañamiento del pescado, por ejemplo.

-Linaza, un aceite rico en lignanos y con un potente efecto quemagrasa. Puede consumirse directamente (una cucharada diaria) o añadirlo a otros alimentos como el tomate o el queso fresco, con los que combina muy bien.

-Pomelo, con una elevada proporción de vitamina C. Se considera una fruta desintoxicante y un diurético natural que acelera el metabolismo al combinarse esta vitamina con los ácidos que contiene. Se recomienda su consumo al natural en forma de zumo o directamente como fruta (lavada y pelada). Si te sienta bien (y no te provoca acidez estomacal), lo mejor es hacerlo en ayunas.

-Tamarindo, una fruta tropical que puedes encontrar en numerosos puntos de venta especializados y reduce el apetito porque su composición incluye compuestos químicos que generan saciedad. Se recomienda consumirlo al natural.

Existen muchos suplementos quemagrasas en el mercado, pero no deben consumirse sin control médico. Presentan efectos secundarios (insomnio, taquicardias, etc.) que pueden afectar a tu salud y no están recomendados para todos los grupos de población (contraindicados en patologías cardíacas o tiroideas, entre otras). Los más utilizados son: la garcinia, el fucus, la L-carnitina y el guaraná. Jamás debes utilizarlos sin el seguimiento del profesional médico ni como sustitutos de una dieta equilibrada y variada.

Sigue una dieta variada y equilibrada en la que puedes incluir estos potenciales alimentos quemagrasas y haz ejercicio a diario para mantener tu peso en valores adecuados. No te obsesiones con su consumo abusivo o a través de productos considerados naturales sin un control médico adecuado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Neomotor

Toda la información sobre el mundo del motor

Conoce las últimas tendencias y las novedades en coches, motos y la industria automovilística.