10 de junio de 2020
10.06.2020
La Opinión de A Coruña

Desescalada coronavirus A Coruña | Las otras víctimas de la pandemia

Cáritas atiende a más de mil nuevas familias en A Coruña desde el inicio del estado de alarma - Ayudas para alimentos, productos de higiene y pago del alquiler centran las demandas

10.06.2020 | 01:53
Un hombre pide ayuda en la calle con un cartel.

El estado de alarma por la crisis del coronavirus SARS-CoV-2 empujó a más de mil familias coruñesas a recurrir por primera vez a Cáritas en busca de ayuda, según los datos facilitados a este diario por la directora de Cáritas Interparroquial de A Coruña, Pilar Farjas, quien destaca que, desde que se inició la pandemia y se paralizó la actividad, se triplicaron las ayudas de emergencia social, fundamentalmente para comida, productos de higiene y pago de alquiler, con respecto a los dos primeros meses y medio del año. Además, el valor de los alimentos entregados en el economato de la organización - "se reparten mediante vales, pero nosotros hacemos una estimación del precio, que en tienda siempre sería mayor", puntualiza Farjas- se disparó hasta los 136.359 euros entre el 16 de marzo y el 23 de mayo. Del 1 de enero al 15 de marzo, el importe de esa factura solidaria ascendió a 42.526 euros. Algo menos de la tercera parte.

"Las dos actividades que han centrado nuestra labor y que hemos reforzado desde el inicio de la crisis provocada por la pandemia de coronavirus -al margen de nuestra residencia que, lógicamente, continuó funcionando con normalidad- han sido, por un lado, los servicios de atención primaria (las ayudas de emergencia) y, por otro, los economatos", explica la directora de Cáritas Interparroquial de A Coruña, y especifica: "Desde el 1 de enero al 15 de marzo se dieron 80 ayudas de emergencia social a 45 familias -algunas recurrieron a la entidad más de una vez-, por una cuantía de 17.965 euros; y del 16 de marzo al 31 de mayo, el total de ayudas ascendió a 302, por un valor de 41.903 euros, y se beneficiaron de ellas 289 familias", señala Pilar Farjas.

"Hasta hace quince días -continúa la responsable de Cáritas-, nos demandaban esas ayudas, sobre todo, para el pago de alimentos y productos de higiene. Sin embargo, en la última acta que firmamos, ya se recoge que siete de cada diez eran ya para abonar el alquiler de la vivienda. Estos nos indica que las necesidades de las personas en situación de exclusión van a ir variando en los próximos meses", apunta la directora de Cáritas Interparroquial de A Coruña.

En el caso de los economatos, Farjas detalla que, entre el 1 de enero y el 15 de marzo, "se entregaron alimentos por un valor de 42.526 euros". "Del 16 de marzo al 23 de mayo, se disparó hasta los 136.359 euros. Y el número de familias beneficiarias -que son adicionales y, por tanto, se suman a las anteriores porque se trata de ayudas diferentes-, pasó de 1.096 en los dos primeros meses y medio del año, a 1.800 en el periodo posterior", indica la directora de Cáritas Interparroquial de A Coruña, y recalca: "Un total de 1.044 familias nuevas han recurrido a nuestra entidad desde el inicio de la pandemia. Familias que no habían sido atendidas antes por Cáritas porque no lo habían necesitado".

Parejas jóvenes con hijos

La directora de Cáritas Interparroquial de A Coruña explica que, desde hace ya unos años, seis de cada diez familias atendidas por la organización en la ciudad están formadas por parejas jóvenes de inmigrantes con hijos, y "con un proceso de integración bastante rápido, al contar los padres con una buena cualificación" profesional en sus países de origen. "Este perfil de familia es uno de los que más está recurriendo a nuestra entidad desde el inicio de la crisis provocada por la pandemia de coronavirus. También nos están demandando ayuda muchas parejas jóvenes, coruñesas, que estaban empezando a remontar -con trabajos temporales y precarios en la mayoría de los casos-, y que, de un día para otro, se han encontrado sin ingresos", apunta la responsable de la entidad.

La gran diferencia de la crisis provocada por la paralización de la actividad a causa de la pandemia de SARS-CoV-2 con respecto a anteriores periodos de recesión económica -como el que arrancó en 2007-, es que "ha sido más abrupta". "Lo vimos desde el primer día, porque la primera semana fue, con mucha diferencia, la más dura. A la desazón o la angustia de no tener recursos se sumaba el miedo. En primera línea fue muy evidente, porque en nuestro economato vivimos una situación parecida a lo que sucedió en los supermercados al inicio del confinamiento", asegura.

Reorientación laboral

"Ahora lo que vemos -continúa la directora de Cáritas Interparroquial de A Coruña- es más la preocupación por la incertidumbre de cara al futuro laboral y social. Hemos pasado de una situación en la que nos tuvimos que volcar en atender las necesidades más inmediatas de estas personas, a otra en la que debemos implementar los itinerarios, la colaboración y los cursos de formación -orientados a los sectores con mayor actividad en las circunstancias actuales, como la atención sociosanitaria, el mantenimiento, la logística...- para favorecer la reinserción laboral. Esta ha de ser ahora nuestra prioridad, y la de toda la sociedad. Tenemos que esforzarnos para que esas familias que estaban empezando a despegar puedan recuperar una cierta estabilidad", concluye Pilar Farjas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

ESPECIAL

PREMIOS OPINIÓN MÚSICA RAÍZ

Premios Opinión da Música de Raíz

Consulta aquí a información dos premios de música do noso diario


Neomotor

Toda la información sobre el mundo del motor

Conoce las últimas tendencias y las novedades en coches, motos y la industria automovilística.