09 de noviembre de 2020
09.11.2020
La Opinión de A Coruña

La pandemia paralizó 2 meses el cribado de cáncer de mama y 3 el de colon en A Coruña

El Sergas finalizó el estudio si había anomalías en las mamografías, pero aplazó en marzo las colonoscopias - El parón en el de mama no merma las garantías del programa, afirma

09.11.2020 | 00:45
El doctor Joaquín Mosquera.

La primera ola de la pandemia de coronavirus obligó en marzo a suspender toda actividad no urgente en los hospitales gallegos y esto provocó que los programas de cribado para la detección precoz de tumores se paralizasen. En el caso del área sanitaria de A Coruña, las citas para las mamografías del cribado de cáncer de mama se dejaron de dar dos meses (entre mediados de marzo y de mayo) mientras que el cribado de cáncer de colon se paralizó tres meses y medio al retomarse a finales de junio, según informan desde la gerencia.

Desde la Consellería de Sanidade explican que el Programa Galego de Detección Precoz de Cancro de Mama -activo desde 1992 y por el que el Sergas invita cada dos años a realizarse una mamografía a todas las mujeres de entre 50 y 69 años- no se paralizó al 100% al estallar la pandemia. Dejaron de citarse a nuevas mujeres para las mamografías pero aquellas a las que se les había detectado alguna anomalía o precisaban de más pruebas tras la mamografía rutinaria pudieron terminar su estudio. De este modo, en el conjunto de Galicia y sin contar a quienes tuvieron que realizarse pruebas extra, el cribado de cáncer de mama estuvo parado unos dos meses: desde mediados de marzo hasta el 25 de mayo, "que se retomaron las citas con una actividad de entre un 50 y un 70% de mamografías habituales para llegar al 15 de julio con una actividad similar a la de antes de la pandemia", indican desde el Sergas, donde reconocen que se intentó retomar el cribado "lo antes posible" y que esta parada de dos meses es "tiempo aceptable, pero no más, para garantizar la calidad del programa". Una opinión que comparte el responsable de la Unidad de Mama del Complexo Hospitalario Universitario de A Coruña (Chuac), Joaquín Mosquera. "Las recomendaciones europeas son las de hacer una mamografía cada dos años con un margen de más menos dos meses así que este parón, el hacerla en marzo o mayo no debería suponer ningún problema", sostiene.

En el caso del Chuac se fue llamando por orden, primero a quienes ya tenían cita asignada y después a quien le correspondía, según el protocolo que se realiza siempre para estos cribados. Pese a que se intenta espaciar más las citas para evitar aglomeraciones en las salas de espera, Mosquera asegura que hace meses que están ya al ritmo habitual y prevé llegar a final de año con una cifra de exploraciones similar a la de otros.

El cribado de cáncer de colon se paralizó incluso antes del estado de alarma. "Viendo lo que sucedía en el resto de España y asesorados por los responsables del programa, el 14 de marzo se dejó de enviar invitaciones para participar, el kit para recoger las muestras y de dar citas para Atención Primaria a quienes habían dado positivo en el SOF, es decir, sangre oculta en heces", indican desde el Sergas, donde reconocen que incluso se cancelaron las colonoscopias previstas que se retomaron, según el área, entre el 11 y el 18 de mayo para posteriormente recuperar las citas con Atención Primaria de quienes dieron positivo en la muestra antes de paralizarse el cribado (y que necesitan pruebas adicionales como una colonoscopia). A partir del 28 de marzo se fue recuperando el resto del programa. En el caso de A Coruña fue a final de junio, según la gerencia del área.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Neomotor

Toda la información sobre el mundo del motor

Conoce las últimas tendencias y las novedades en coches, motos y la industria automovilística.