Sanidade ha adelantado la noche de este martes las medidas que regirán en Galicia para hacer frente a la tercera ola del COVID. Así, el comité clínico, que a las 22.00 horas aún seguía reunido, ha propuesto que toda la Comunidad quede comprendida en los dos niveles más altos de restricciones: esto es, el nivel medio-alto y el nivel alto.

Esta medida implicaría que la movilidad estaría limitada al perímetro de cada concello o almendra y que las reuniones solo están permitidas para grupos de un máximo de 4 personas no convivientes.

El sector más afectado será la hostelería, que tendrá que cerrar a las 18.00 horas en toda Galicia. En cuanto a aforos, en el nivel medio-alto se permite un 30% en interior y un 50% en exterior, mientras que en el nivel alto solo se permite ofrecer servicio en las terrazas a la mitad de su capacidad. El primer grupo de estas medidas es el que ya se aplica desde el pasado viernes en A Coruña, que conforma una almendra con Culleredo, Arteixo, Cambre y Carral, no así con Oleiros.

El desarrollo de estas medidas y qué concellos estarán en uno u otro nivel será aclarado este miércoles en rueda de prensa por el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, y el conselleiro de Sanidade, Julio García Comesaña. A Coruña y el resto de concellos con los que está perimetrado llevan instalados varias jornadas en una incidencia acumulada a 14 días por encima de los 250 casos. La Xunta puede determinar mañana que se eleve el nivel de restricciones para estos ayuntamientos, con lo que la hostelería solo podría servir en el exterior de sus locales.