Podemos ha criticado la donación de la Fundación Amancio Ortega al Ministerio de Sanidad por valor de 280 millones de euros para comprar equipos de tratamiento contra el cáncer, al calificar la iniciativa como "campaña de publicidad" del empresario. La aportación de la institución que lleva el nombre del fundador de Inditex permitirá la implantación de diez máquinas de protonterapia para el abordaje del cáncer, una de ellas en A Coruña, donde profesionales de la Oncología y representantes de la Asociación Española de Lucha contra el Cáncer, pacientes y oncólogos gallegos, han recibido con "entusiasmo" la noticia sobre la próxima implantación de esta innovadora tecnología para uso médico. "Ojalá nos despertásemos todos los días con noticias así”, subraya el vicepresidente de la Junta Provincial de la Asociación Española contra el Cáncer (AECC) en A Coruña, Carlos Lamora, quien reivindica que “todos los pacientes tienen el mismo derecho a acceder a los avances en el tratamiento de cáncer”.

La donación no ha sido recibida del mismo modo en Podemos. La secretaria de Organización de la formación morada, Lilith Verstrynge, ha asegurado en redes sociales que Amancio Ortega "no es un filántropo", sino un "evasor fiscal".

"Si le importase el bienestar de los españoles, pagaría todos sus impuestos y no organizaría campañas de publicidad. No necesitamos donaciones a la carta, sino impuestos justos que garanticen los servicios públicos", ha ahondado en un comentario en redes sociales.

Mientras, el portavoz de Unidas Podemos en el Congreso, Pablo Echenique, ha insistido en esa idea al decir que "habría que ver si, con los impuestos que evitó pagar en España con sociedades pantalla en Malta por sus megayates, esto sale a cuenta o a devolver".

"Casi mejor un buen impuesto a la riqueza y más recursos para luchar contra el fraude y la evasión fiscal. Así salimos de dudas", ha proclamado. En 2019 la formación morada también criticó al empresario por una donación similar.

El martes se dio a conocer que la Fundación Amancio Ortega donó 280 millones de euros a Sanidad para la compra de diez equipos de protonterapia, los tratamientos más avanzados contra el cáncer, que irán distribuidos a País Vasco (uno en Vizcaya), Cataluña (dos en Barcelona), Galicia (uno en A Coruña), Andalucía (uno en Sevilla y otro en Málaga), Comunidad Valenciana (uno en Valencia), Comunidad de Madrid (dos en la capital) y Canarias (uno en Gran Canaria).

La compra la anticipará Sanidad con cargo a cuatro años en los Presupuestos Generales del Estado (PGE), aunque el coste total para las arcas públicas será de "cero euros" gracias a la donación, según se explicó en el acto que contó con la presencia del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.