Kiosco

La Opinión de A Coruña

Los propietarios de perros y sus mascotas deberán pasar un test de sociabilidad

El Ejecutivo aprueba la ley que busca lograr el “abandono, maltrato y sacrificio cero”

Los dueños de perros y sus mascotas deberán realizar un test de sociabilidad. Así lo recoge el proyecto de ley de protección, derechos y bienestar de los animales que aprobó ayer el Consejo de Ministros y que comenzará su tramitación en el Congreso a la vuelta del verano. La norma, pensaba para lograr el “abandono, maltrato y sacrificio cero” de los animales de compañía, plantea la necesidad de realizar este examen, aún por concretar, así como un curso de formación online y la contratación de un seguro de responsabilidad civil por daños a terceros para poder tener un perro.

“Las medidas que incluye esta ley son fundamentales porque queremos construir un país que cuide a los animales”, afirmó la ministra de Derechos Sociales e impulsora de la norma, Ione Belarra, en declaraciones a TVE. El texto pone el acento en el cuidado de los animales de compañía y, concretamente, en los perros. Una de las iniciativas más novedosas es la obligación de cursar una formación online gratuito que tendrá validez indefinida para poder tener un perro. Además, tanto el dueño como la mascota deberán superar después un “test para valorar su aptitud para desenvolverse en el ámbito social”, según el proyecto de ley. Falta por ver si este examen deberán superarlo todos los perros y cuál será su contenido y forma. Será obligatorio contratar, además, un seguro de responsabilidad que cubra a las personas responsables del animal.

Belarra se mostró “muy satisfecha” de la norma que, según dijo, es “pionera” en España y regula aspectos básicos para el cuidado de los animales. A este respecto, el proyecto de ley establece la prohibición de dejar solo a un animal de compañía por un tiempo superior a tres días —24 horas en el caso de los perros— o que se les deje encerrados en terrazas, patios o sótanos. También se pone veto al sacrificio de animales de compañía que solo se autorizará por razones sanitarias o eutanásicas. Para evitar el abandono de animales, se prevé la prohibición de la cría de mascota, salvo para profesionales registrados, y la venta de gatos, perros o hurones en tiendas y se obliga a identificar a todos los animales de compañía.

Compartir el artículo

stats