El detenido por matar a puñaladas a Cristina Cabo en Lugo tiene 32 años y salieron juntos de un local de ocio nocturno. La Policía da por “resuelto” el caso con esta detención y continúa con las diligencias antes de que el detenido pase a disposición judicial. Los agentes que investigan la muerte de esta mujer, cuyo cadáver fue localizado el pasado domingo en su vivienda de la calle Quiroga, procedieron a la detención en la mañana de este martes.

El hombre es de nacionalidad colombiana. Lo podría haber delatado alguien de su entorno más cercano. Las mismas fuentes apuntan que estaría en España en situación irregular y que fue detenido en su casa, en un escenario en el que podría estar preparando su huida. El vínculo que mantenía con Cristina Cabo está pendiente de concretar, pero fueron vistos y salieron juntos de un local de ocio nocturno en Lugo en la madrugada del sábado al domingo.

Los investigadores trabajan con la hipótesis de que pudo haberla acompañado a su casa, donde se produjo el crimen. Cristina Cabo tenía 42 años y regentaba un negocio en la ciudad de la muralla. Sobre este caso pesa el secreto judicial, según recuerda la Policía Nacional.