La investigación sanitaria gallega saca músculo en A Coruña

Más de 200 científicos exponen los resultados de un centenar de proyectos en el regreso de ‘Biointegra Saúde’ tras la pandemia de COVID

Mujeres al frente de la investigación sanitaria gallega. Las doctoras Eva Poveda, Mar Castellanos y María Luz Couce son las directoras científicas de los institutos de investigación sanitaria de Galicia Sur (IISGS), de A Coruña (Inibic) y de Santiago (IDIS), respectivamente, cuyas entidades gestoras —en el caso del Inibic, la Fundación Profesor Novoa Santos— están dirigidas también por mujeres.

Mujeres al frente de la investigación sanitaria gallega. Las doctoras Eva Poveda, Mar Castellanos y María Luz Couce son las directoras científicas de los institutos de investigación sanitaria de Galicia Sur (IISGS), de A Coruña (Inibic) y de Santiago (IDIS), respectivamente, cuyas entidades gestoras —en el caso del Inibic, la Fundación Profesor Novoa Santos— están dirigidas también por mujeres. / Carlos Pardellas

Divulgar la ciencia que se hace en Galicia y, en concreto, la I+D+i llevada a cabo en los tres institutos de investigación sanitaria de la comunidad gallega, es el principal objetivo de la jornada Biointegra Saúde, que ayer volvió a celebrarse, tras el parón obligado de la pandemia de COVID, con “éxito absoluto” de participación. Más de 200 investigadores expusieron los resultados de un centenar de trabajos en el encuentro, organizado esta vez por el Instituto de Investigación Biomédica de A Coruña (Inibic) y su entidad gestora, la Fundación Profesor Novoa Santos, en el Hospital Universitario coruñés (Chuac).

Biointegra Saúde es una jornada de divulgación de la labor científica que se está llevando a cabo en los tres institutos de investigación sanitaria de Galicia. Una cita para conocernos y poder establecer sinergias con otros grupos de investigación que permitan mejorar los proyectos que se están desarrollando en nuestra comunidad”, explica la doctora Mar Castellanos, directora científica del Inibic, quien insiste en que “en investigación, solo no se puede hacer nada”.

“Además, la investigación es cara, de modo que no siempre puedes disponer de toda la infraestructura que querrías para realizar tus proyectos, pero quizás el de al lado sí la tiene. Y también puede darse el caso de que, en esa misma línea de investigación en la que compartís diferentes puntos y vías de abordaje para determinados problemas de salud, el de al lado esté haciendo algo que te pueda favorecer a ti, y viceversa”, apunta la doctora Castellanos, antes de llamar la atención sobre la “particularidad” de que la jornada Biointegra Saúde celebrada ayer en el Chuac fuese “la primera tras la emergencia sanitaria” del COVID.

“La tecnología nos permite hacer muchas cosas pero, en investigación, establecer sinergias, cooperaciones y hablar en persona es importantísimo. Y ya había ganas de hacerlo. Lo sabemos porque esta jornada ha sido un éxito, con más de 220 participantes inscritos (aforo completo) y un centenar de presentaciones. Estamos muy satisfechos”, reitera.

Sobre la labor investigadora llevada a cabo, durante el último año, en el Inibic, la directora científica del instituto de investigación sanitaria coruñés reivindica que “el balance es muy positivo”. “En el Inibic desarrollamos mucha investigación a nivel nacional, pero también potenciamos mucho la solicitud de proyectos a escala internacional, porque la dotación económica es mayor y porque eso también nos permite expandir nuestras propias líneas de investigación, algo en lo que hemos mejorado muchísimo. De hecho, los ingresos de nuestro instituto a través de proyectos competitivos han aumentado de manera notable, y esto es indicativo de la calidad de la investigación que se hace aquí. El número de proyectos financiados este año ha sido mayor, como también lo ha sido la participación en los ensayos clínicos, de ahí que el balance sea muy positivo”, incide la doctora Castellanos, quien avanza que el Inibic encara 2024 con “varios retos” por delante.

"En el Inibic desarrollamos mucha investigación a nivel nacional, pero también potenciamos mucho la solicitud de proyectos a escala internacional, porque la dotación económica es mayor y porque eso también nos permite expandir nuestras propias líneas de investigación, algo en lo que hemos mejorado muchísimo"

Mar Castellanos

— Directora científica del Instituto de Investigación Biomédica de A Coruña (Inibic)

“Por un lado, la puesta en marcha definitiva del aumento del número de espacios que tenemos para hacer investigación. En los últimos meses, hemos venido trabajando ya en la adecuación del edificio Fortín para ese fin, y vamos a poner ya en marcha también otras infraestructuras importantísimas, como un biomódulo de barrera. Además, disponemos de un aparato de imagen in vivo que empezará a funcionar a principios de 2024, y estamos ya en proceso de adquisición de un citómetro de flujo, una infraestructura de gran calibre que también será muy importante para nosotros”, expone la directora científica del Inibic, quien subraya, no obstante, que “el reto más importante” del centro que dirige, de cara al año que viene, es “la reacreditación”. “Se lleva a cabo cada equis años, está establecido así por normativa y a nosotros nos toca en 2024, con lo cual estamos en plena vorágine de preparar toda la documentación y de reunirnos con todos los actores implicados que eso exige”, anticipa.

Suscríbete para seguir leyendo