22 de diciembre de 2017
22.12.2017
Redada

Cae una red de narcotraficantes en Sevilla

La Guardia Civil ha detenido a 17 personas e investiga a otras quince tras una larga operación

22.12.2017 | 12:23

La Guardia Civil ha detenido a 17 personas e investiga a otras quince en una operación que ha durado un año y que ha logrado desmantelar una red de narcotraficantes que actuaba en la comarca sevillana de la Sierra Norte, según ha informado hoy un comunicado del instituto armado.

Esta operación, denominada Bordalla, se ha saldado también con el desmantelamiento de ocho puntos "muy activos" de venta de heroína y cocaína en la provincia de Sevilla.

La investigación la comenzaron agentes de la Guardia Civil de La Rinconada en noviembre de 2016, tras detectarse un aumento en el consumo de drogas en varias localidades de la Sierra Norte sevillana, entre ellas Almadén de la Plata, Castilblanco de los Arroyos y Alcalá del Río, que se reflejó en un aumento de los delitos de robos en la zona.

La Guardia Civil identificó dos grupos, denominados "Clan de los Brioso" y "Clan de los Sampedro", afincados en Almadén de la Plata y Castilblanco de los Arroyos respectivamente, que mantenían conexión con proveedores de droga de Sevilla capital y de la localidad de Isla Menor, quienes proveían de droga a pequeños traficantes.

La investigación se ha visto dificultada por las "fuertes medidas preventivas y vigilancia" que habían adoptado los narcotraficantes, que contaban con encargados de avisar de la presencia de los cuerpos y fuerzas de seguridad.

Los agentes de la Guardia Civil, junto con efectivos de la Policía local de Castilblanco de los Arroyos, realizaron 15 registros simultáneos en las localidades de Almadén de la Plata, Castilblanco de los Arroyos, Isla Menor y en Sevilla capital donde se incautaron 354 gramos de cocaína de gran pureza, 70 gramos de heroína pura, acompañada de 2,6 kilogramos de sustancias de corte, con lo que lograron retirar más de 30.000 dosis de estas drogas.

También se han intervenido 2,2 kilogramos de hachís y 6 kilogramos de cogollos de marihuana preparados para la venta, 6 balanzas de precisión, así como anabolizantes, viagra, gran cantidad de tabaco de contrabando, más de 30 teléfonos móviles, 4 vehículos, unos 35.000 euros en efectivos, joyas por un valor de 15.000 euros, y dos armas largas simuladas.

Esta cantidad de registros ha sido posible gracias a la coordinación llevada a cabo por la jueza instructora de Cazalla y del Fiscal del caso, así como de la participación de diversos letrados de justicia que ha coadyuvado a una operación más eficaz, según ha destacado el comunicado de la Guardia Civil, que también ha señalado la colaboración de Policía Local de la localidad de Castilblanco de los Arroyos.

Los nueve cabecillas de esta red de narcotraficantes han ingresado en prisión sin fianza y la investigación continua abierta, por lo que la Guardia Civil no descarta nuevas detenciones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine