22 de febrero de 2018
22.02.2018
Desaparición de Sonia Iglesias El caso se reactiva

La Policía investiga por homicidio a la pareja de la pontevedresa desaparecida en 2010

Julio Araújo acudió a la comisaría de Pontevedra acompañado por su hermano David, también en el punto de mira del 091 - Ambos se acogieron a su derecho a no declarar y quedaron en libertad

22.02.2018 | 01:14
Julio Araújo (derecha) y su hermano, David, caminan por la calle Joaquín Costa hacia la comisaría de Policía.

El caso de la desaparición de Sonia Iglesias en 2010 ha dado un vuelco con la investigación de su pareja, Julio Araújo, y el hermano de éste, David. Ambos acudieron ayer a declarar en calidad de investigados policialmente, en el caso del primero por homicidio, tal y como confirmó su abogado, Jesús Santaló. Sobre el segundo no trascendió el tipo de imputación. Se acogieron a su derecho de no declarar y salieron libres. Los hermanos fueron citados en el marco de la causa, reabierta judicialmente desde antes del verano a raíz de una nueva línea de investigación que el pasado martes y ayer llevaba a realizar un exhaustivo registro en una casa familiar en San Mauro del que fue pareja de Sonia Iglesias.

No declararon y tampoco contestaron a las preguntas de los numerosos periodistas que aguardaron durante todo el día a las puertas de la comisaría de Pontevedra, a la que, según fuentes policiales extraoficiales, habían acudido ya por la mañana. Finalmente, se confirmó que a las cinco de la tarde estaba citado Julio Araújo y a las seis su hermano.

Llegaron juntos caminando hasta las dependencias de la calle Joaquín Costa. David Araújo acompañó hasta la puerta a su hermano mayor y después se dirigió a una cafetería cercana para aguardar a que llegase su turno. La salida del Julio Araújo, pasadas las seis de la tarde, una hora después, hizo que coincidieran por unos minutos en el interior de la comisaría. El abogado de la pareja de Sonia Iglesias, Jesús Santaló, confirmó que éste había decidido no declarar debido a que las diligencias son secretas y no se conoce su contenido. "Optamos por no hacer ningún tipo de manifestación", dijo.

De este modo, Julio ha quedado en libertad pero investigado por homicidio. Su presencia en comisaría se prolongó por más de una hora, según informó el letrado, debido a un fallo informático y a que el instructor hizo consignar en el acta ciertas preguntas, aunque no quiso revelar su contenido debido a que se ha decretado el secreto de sumario del caso.

"Por el acta de lectura de información de derechos se le imputa un delito de homicidio", recalcó. "En el juzgado, hasta que se produjo el archivo, hace cerca de dos años, siempre fue investigado por un delito de detención ilegal", aclaró a las preguntas de los periodistas. En cualquier caso, ninguno de los dos, siempre en palabras del abogado de Julio Araújo, han sido citados todavía para declarar en el juzgado, a donde ahora la Policía Nacional remitirá el caso, lo que convertiría la investigación en judicial.

Santaló justificó que no se haya tomado ningún tipo de medida respecto a la libertad de su defendido por la ausencia de pruebas contundentes que lleven a cambiar este estado. "Es evidente que los nuevos elementos que determinaron la reapertura de estas diligencias no parecen lo suficientemente sólidos como para adoptar ningún tipo de medida", consideró.

En este sentido, recalcó que él, como abogado, no tiene acceso a dichos elementos debido al secreto sumarial. Tampoco quiso, ni pudo, según sus palabras, confirmar si esas pruebas o elementos tienen alguna relación con los dos registros realizados en los dos últimos días en la casa situada a escasos metros del cementerio de San Mauro.

Jesús Santaló se mostró sorprendido por esta nueva investigación de su defendido. Lo dijo antes de que entrase a declarar, cosa que finalmente no sucedió, y después. "No encuentro elementos o datos que permitan o aconsejen una reapertura de diligencias, pero esa es una decisión que a mí no me compete", manifestó. El abogado no estuvo presente en los registros de la casa familiar de los Araújo por lo que tampoco quiso hacer declaraciones al respecto ni sobre los supuestos hallazgos que la policía haya logrado en dicha propiedad, que cuenta con un amplio terreno en su parte trasera.

Santaló no pudo confirmar, así como tampoco lo hicieron otras fuentes consultadas, en qué calidad se investiga al hermano de su defendido. "No sé ni si declaró. Solo que está investigado en el mismo expediente", dijo anoche.

El abogado de David Araújo, Alberto Gallego, no quiso pararse a hacer declaraciones a su salida de la comisaría y simplemente dijo desconocer por qué se investiga a su cliente. "Lo desconozco", afirmó.

Lo único que confirmó fue que se había remitido a la misma declaración que había realizado en su momento, cuando el caso estaba abierto y era reciente la desaparición de Sonia Iglesias. Por aquel entonces se le había interrogado y se habían hecho averiguaciones respecto a los mensajes y llamadas que había realizado a través de su teléfono móvil.

Extraoficialmente, el propio David Araújo confirmó que se había negado a declarar y manifestó su malestar por la reapertura del caso, aludiendo al daño que se estaba haciendo a las familias. En cualquier caso, Santaló descartó que la declaración de David Araújo vaya a modificar de algún modo o afectar a la de su defendido. Respecto al estado de ánimo de Julio Araújo, su abogado dijo que "está tan preocupado como estaba antes". "Respecto a su implicación en este asunto siempre manifestó una serenidad y una seguridad absolutas en cuanto a que él no había tenido ninguna intervención en estos hechos", aseveró.

Para terminar, recordó que la pareja de Sonia Iglesias solo declarará, "por mi consejo", cuando tengan acceso a las diligencias, declaradas secretas. "Nosotros preferimos manifestarnos cuando tengamos acceso a ellas", indicó. "Como han visto, Julio Araújo, ha salido de la Comisaría como entró, sin ningún tipo de limitación", concluyó.

El pontevedrés ya acudió al primer registro de la casa, el pasado martes, en calidad de investigado por homicidio, tal y como confirmó su abogado. Ahora se espera que el juzgado cite a declarar, a la pareja de Sonia Iglesias según el letrado. "Lo normal sería que el juzgado le llame", informó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook