13 de octubre de 2018
13.10.2018

Deniegan la nacionalidad por errar al citar comunidades: "Galacia y Astoria"

La Audiencia Nacional estima que identificar a Arias Cañete como "empresario textil" supone "desconocimiento" de aspectos básicos

13.10.2018 | 01:47

La Audiencia Nacional ha confirmado la resolución administrativa que deniega la nacionalidad por residencia a un inmigrante venezolano asentado en España desde 2008. La Sala de lo Contencioso-Administrativo concluye que sus respuestas en una entrevista y cuestionario arrojan que incumple uno de los requisitos para obtener la ciudadanía española, el de tener un suficiente grado de integración en la sociedad española. La sentencia recoge que erró al referirse a varias autonomías, entre ellas Galicia y Asturias, a las que citó como "Galacia" y "Astoria". Sí contestó bien al apuntar Baleares y Canarias como comunidades insulares. Otras respuestas incorrectas fueron identificar al exministro y actual comisario europeo Miguel Arias Cañete como "un famoso empresario del ramo textil español" o citar únicamente a Esperanza Aguirre cuando se le planteó que nombrase a dos políticas españolas "famosas". Para los magistrados, sus respuestas demuestran "un desconocimiento de aspectos básicos" de la "realidad institucional y cultural" del país donde tiene su residencia.

Desde una reforma que entró en vigor en 2015 la prueba de conocimientos constitucionales y socioculturales de España, uno de los requisitos para obtener la nacionalidad española por residencia, es controlada por el Instituto Cervantes, que elabora y evalúa los exámenes. Antes del cambio, esta integración se comprobaba con una entrevista en los registros civiles.

Y esto último es lo que ocurrió en el caso que protagoniza esta sentencia, ya que las pruebas las hizo antes de la reforma legal. La entrevista y cuestionario se realizaron en 2014 en un Registro Civil de Barcelona. Una de las preguntas fue sobre Galicia. Concretamente, anotó que A Coruña, Lugo, Ourense y Pontevedra integran la comunidad de "Galacia". A Asturias se refirió como "Astoria" cuando le preguntaron de dónde era capital Oviedo. Y en otra respuesta se refirió a la Generalitat de "Cataluya".

No es la primera vez que una cuestión sobre la comunidad gallega, junto a otras respuestas incorrectas, lleva a la Audiencia Nacional a confirmar la denegación de la nacionalidad a ciudadanos extranjeros. Otra reciente resolución judicial se centró en el caso de un inmigrante de Marruecos que no supo contestar a la pregunta de dónde está situada la ciudad de Vigo.

La sentencia sobre el ciudadano venezolano deriva del recurso que el afectado presentó contra la resolución de la Dirección General de los Registros y del Notariado que rechazó darle la nacionalidad. La juez del Registro Civil había emitido de forma previa un informe desfavorable a la concesión, criterio que fue coincidente con el de la Fiscalía. La Audiencia falla que no posee conocimientos básicos suficientes.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook