21 de noviembre de 2018
21.11.2018

El Estado ingresa 430.000 euros con la venta de tres propiedades embargadas a Dorado

Es la primera vez que se pone en el mercado una parte del extenso patrimonio intervenido al narco arousano, que consta de 190 bienes

21.11.2018 | 01:44

Cuando, en febrero de 2016, la condena por blanqueo de dinero a Marcial Dorado Baúlde se hizo firme, empezó a rodar la maquinaria administrativa para vender todo el patrimonio que se le embargó. La relación de bienes consta de unas 190 propiedades, entre viviendas, locales comerciales, concesiones de gasolineras, fincas rústicas, aparcamientos, coches y hasta embarcaciones. Tras más de dos años de trámites, el Plan Nacional sobre Drogas (PNSD) ha logrado vender los tres primeros bienes del histórico contrabandista arousano, condenado en firme por narcotráfico en 2011. En total, se ha ingresado unos 430.300 euros, un buen pellizco, aunque todavía modesto si se tiene en cuenta que el patrimonio intervenido a Dorado se valoró en su día en 21 millones.

El Plan sobre Drogas y la empresa pública Segipsa (Sociedad Estatal para la Gestión Inmobiliaria y del Patrimonio) celebraron ayer en el hotel Wellington de Madrid una subasta de 19 inmuebles embargados en su día a personas condenadas por narcotráfico o blanqueo de dinero. Y una de las piezas más apetitosas de la puja era un ático de Baiona. Situado en la parte alta de esta localidad, cuenta con cerca de 100 metros cuadrados y ofrece vistas espectaculares al mar. La vivienda salía a subasta por 160.200 euros, pero no hubo ninguna oferta por encima de ese importe, de ahí que se procediese a una segunda puja, ésta vez por una oferta mínima de 112.000 euros. En esta ocasión, la propiedad sí generó interés, y terminó vendiéndose por 160.000 euros, un 42,6% por encima del precio mínimo de la puja.

También se vendieron cinco terrenos en Higuera de las Dueñas (Ávila), vinculadas a Dorado. Se trata de terrenos rústicos no urbanizables, con interés vitícola o ganadero. Suman entre todos unas 10 hectáreas, y los peritos los habían tasado en 97.600 euros. Finalmente, se vendieron en casi 100.500.

A estas dos propiedades hay que sumar la conocida como Casa de Jaureguízar, un caserón con una pequeña huerta y corrales situada en pleno centro de Vilagarcía, hoy abandonado. Será el Concello el que finalmente la compre.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook