20 de diciembre de 2018
20.12.2018

Hallan 257 piezas arqueológicas expoliadas hace treinta años

Destacan un molde de hacha y una punta de flecha de sílex prehistóricas y monedas ibéricas del siglo I antes de Cristo

20.12.2018 | 03:37
Algunas de las piezas arqueológicas recuperadas por la Guardia Civil.

La Guardia Civil ha recuperado 257 piezas del patrimonio arqueológico, expoliadas hace más de treinta años en yacimientos de Ávila, que datan de la prehistoria hasta el siglo XV y cuyo valor económico se calcula en cerca de medio millón de euros tras una investigación que se prolongó dos años.
Las piezas, que fueron expoliadas durante las décadas de los años 80 y 90 en yacimientos del Valle del Tiétar, han sido depositadas en el Museo de Ávila para su estudio, después de que el supuesto expoliador dijera dónde se encontraban.
Al ser identificada, esta persona colaboró con los agentes a la hora de informar de los lugares en los que se encontraban, según ha explicado el teniente coronel jefe de la Comandancia de la Guardia Civil de Ávila, Miguel Ángel Balbás.
Entre las piezas intervenidas destacan un molde de hacha en piedra y una punta de flecha de sílex, de época prehistórica, y una moneda en bronce y una moneda de plata con leyenda ibérica, del siglo I antes de Cristo y de las que no había constancia en la provincia de Ávila, solo en el Valle del Ebro.
De los siglos I al IV d. C. han sido encontradas 124 monedas romanas; 70 objetos metálicos y líticos y 58 piezas cerámicas denominadas Terra Sigillata, de las cuales una está ya reconstruida, mientras que del siglo XV se ha hallado un Sigillum, un sello medieval.
Pese a que un Juzgado de Ávil archivó en el pasado las diligencias, por haber prescrito el caso, la Guardia Civil "no se desanimó", según Balbás, quien ha dicho que continuaron adelante con las investigaciones, para tratar de recuperar las piezas. Después de varios meses de indagaciones, los agentes localizaron el sello medieval de mediados del Siglo XV, en poder de la persona en la que se centró la investigación. A partir de ahí, la Guardia Civil se incautó de otras 256 piezas arqueológicas, la mayoría de las cuales se encontraban expuestas en una vitrina situada en un Ayuntamiento de la provincia desde hacía dieciocho años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook