Unos 200 pasajeros que viajaban ayer por la tarde en el tren que une las ciudades de Vigo y A Coruña se vieron afectados por una avería. El servicio ferroviario salió de la ciudad olívica a las 19.25 horas de ayer por la tarde y tuvo que detener su trayecto al sufrir un problema mecánico. Los viajeros fueron informados posteriormente de que un nuevo ferrocarril se haría cargo de que llegasen a su destino en la estación de A Coruña lo antes posible.