16 de julio de 2020
16.07.2020
La Opinión de A Coruña
Investigación

La Guardia Civil frustra el asesinato de dos personas por un sicario en Tarragona

Los detenidos se habían reunido para idear el crimen y habían pensado cómo deshacerse de los cuerpos

16.07.2020 | 14:33
La Guardia Civil frustra un asesinato encargado a un sicario.
La Guardia Civil frustra el asesinato de dos personas por un sicario en Tarragona

La Guardia Civil ha frustrado un plan que tenía como objetivo el asesinato de dos personas en la provincia de Tarragona mediante la contratación de un sicario, con la detención de cuatro personas que estaban planificando el crimen.

Según ha informado este jueves el instituto armado, en el marco de la operación 'León Gris', además de la detención de cuatro personas relacionadas con la preparación del crimen, en los tres registros practicados se han intervenido dos armas de fuego, una de ellas preparada para disparar, un revólver detonador, una pistola de aire comprimido, una pistola táser y una defensa metálica extensible.

Los hechos ocurrieron en junio, cuando los agentes tuvieron conocimiento de que dos individuos habrían encargado a un tercero el asesinato de dos personas en una localidad de la comarca del Alt Camp. Por ello, la Guardia Civil inició una investigación con el fin de verificar la información aportada, identificar a las víctimas para proporcionarles protección e identificar a los implicados en estos hechos.

Continuando con las investigaciones, los agentes pudieron constatar que durante los primeros días de junio, las personas implicadas en los hechos se habían reunido para idear y planificar el asesinato de estas dos personas. Asimismo, los agentes pudieron averiguar que tras este primer contacto, los implicados realizaron una reunión posterior en la que se facilitó al sicario contratado la identidad de una de las dos personas a ejecutar. Además, se barajaron detalles relacionados sobre cuándo y cómo se debería realizar este primer asesinato, considerando distintas formas de acabar con la vida de la víctima y la necesidad de hacer desaparecer el cadáver.

Por último, el autor intelectual convino, como pago al asesino a sueldo por la muerte de la primera víctima, la transferencia a su nombre de una finca rústica sita en el término municipal de Amposta. Por dicho motivo, tras comprobar cómo los inductores facilitaban al supuesto sicario la identidad de su primera víctima, junto a un dossier pormenorizado con sus datos y movimientos, se procedió a la detención de los implicados.

La operación ha sido llevada a cabo por agentes de la Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Guardia Civil de Tarragona.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook