Las mascotas llenan de vida los hogares. Se convierten en un miembro más de la familia y hacen muchísima compañía. Pero como todo, es importante educarlas bien para evitar que hagan destrozos o conviertan tu casa en un vertedero. La educación será fundamental para mantener limpias las estancias.

Por mucho que tu animal esté acostumbrado a salir a la calle, los olores son inevitables. Es importante poner en practica ciertas cuestiones que te ayuden a eliminar ese desagradable olor de las estancias de tu casa. Ahorra tiempo y malos olores persistentes con estos sencillos e infalibles trucos:

  1. Pon fundas en el sofá y lávalas con frecuencia para evitar que el olor se quede ahí, en la superficie.
  2. En el caso de los gatos y su arena, elimina sus desechos diariamente y cámbiala al menos una vez a la semana. Limpia y seca bien el cajón y si aun así sigue desprendiendo cierto olor, lo mejor es rociar con algún producto aromático.
  3. Pasa la aspiradora una vez a la semana o cada dos semanas como mucho.
  4. Perfuma las estancias con algún ambientador que sea de tu gusto y que resista bien los olores que desprenden estos animales.