La Fiscalía mantiene dos años de prisión para el exmilitar acusado de apología al terrorismo yihadista

El acusado asegura que publicaba los mensajes en Facebook para "dar a conocer lo que estaba pasando"

16.09.2016 | 12:48

La Fiscalía ha elevado a definitivas la petición de condenar a dos años de prisión al exmilitar gallego Octavio Miguel Cadelo, acusado de hacer apología del terrorismo yihadista en su perfil de Facebook y vender camisetas con imágenes de ejecuciones del Estado Islámico. El acusado ha asegurado que publicaba los mensajes en la red social para "dar a conocer lo que estaba pasando".

La Sección Segunda de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional ha celebrado este viernes la vista contra Cadelo, que se encuentra en libertad provisional desde el pasado 19 de julio, después de se ordenase su ingreso en prisión por no presentase unos días ante el tribunal que juzgaba este hecho.

La fiscal ha mantenido la pena que solicitaba en su escrito de acusación, de dos años de prisión y la inhabilitación absoluta de ocho años, al entender que estos mensajes --que son "claramente laudatorios y propagandísticos", como señalaba en las conclusiones provisionales-- no están "amparados" por el derecho a la libertad de expresión, sino que se percibe una "muestra de admiración y de deseo de reproducir" los actos yihadistas.

Ha subrayado que con estos comentarios y con la intención de vender prendas con imágenes y escudos de organizaciones terroristas, sobre todo del Estado Islámico (EI), se han "ensalzado sus métodos" y se han "propagado" los actos delictivos del yihadismo. Además, ha indicado que se ha hecho publicidad de los mismos, ya que se han difundido en un perfil abierto de una red social, independientemente de los seguidores que el acusado tenga.

Dentro de los mensajes destacados por la Fiscalía, se encuentra uno en el que se difundía los momentos antes de que el EI ejecutase a un cooperante británico Alan Henning, en el que mencionaba su intención de hacer camisetas con esta imagen. Unos días después justificaba en la red social las decapitaciones y la quema viva de personas que estaba llevando a cabo el mismo grupo terrorista.

Cadelo, durante su declaración, ha afirmado que es católico desde los 38 años, que no comparte los actos terroristas del EI y que defiende el sionismo. Sin embargo, para la fiscal Susana Landeras este argumento es "ocioso" y no ha mostrado ninguna "empatía" por el cooperante británico.

Para dar a conocer lo que ocurría

Según ha explicado ante el tribunal el exmilitar, él reproducía los mensajes en su perfil y dialogaba con otros usuarios para denunciar la situación, ya que "era necesario que la gente se diera cuenta de lo que estaba pasando".

Críticas

Por su parte, la defensa de Cadelo ha pedido la absolución porque éste, bajo la libertad de expresión, ha matizado, sólo ha hecho "críticas, ha analizado una situación política y ha recopilado información porque le interesa esta información y no ha justificado ni valorado ningún mecanismo" para perpetrar actos violentos.

"Una cosa es decir que (el EI) tiene una eficacia en sus métodos; eso no es una apología, sino una crítica", ha apostillado la letrada, al mismo tiempo que ha hecho referencia a que el escrito de acusación del Ministerio Público y las declaraciones del testigo, un agente de la Policía Nacional que ha participado durante toda la investigación, son "apreciaciones personales".

El testigo ha afirmado que los mensajes de Cadelo en Facebook --en algunos de ellos pedía la "lealtad al califato"-- tienen una "concordancia con la propaganda" del EI. "Perfectamente los podía haber realizado un miembro del Daesh. La terminología es igual", ha continuado.

Se presentaba como 'Aiatola Al-Xuvaini'

Según dice el escrito de conclusiones provisionales del fiscal, en esta cuenta en la que se presenta como 'Aiatola Al-Xuvaiani' escribió comentarios y publicó imágenes como la que difundió el 4 de agosto de 2014 --que estableció como foto de perfil--, donde aparece sobre un fondo negro, un dibujo con los símbolos de una gaita cruzada con un sable árabe y un libro abierto con páginas en blanco y la leyenda de 'Califato de Xuvia'.

El exmilitar también era el titular y administrador de la página web 'RPG-7' --nombre de un lanzacohetes antitanque portátil de origen soviétivo-- vinculada a su empresa de serigrafía (Río Xuvia), en la que ofertaba ropa y bolsos serigrafiados con emblemas de varias organizaciones terroristas como el EI, Al-Qaeda, Hamás, HSI (Harakat Sham Al Islam), Hezbolá o Sendero Luminoso.

Cadelo fue detenido el pasado 11 de agosto de 2014 y un día después se procedió al registro de su vivienda y del comercio de serigrafía que regentaba en A Coruña, donde se le intervinieron un machete con una hoja de doble filo y una camiseta con la imagen que publicó el 4 de agosto, entre otros efectivos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine