03 de septiembre de 2009
03.09.2009
Apoyo de EEUU a España

Odyssey dice que el informe no está relacionado con el Cisne negro

La empresa estadounidense Odyssey afirmó hoy que la moción de apoyo de EEUU a España en el juicio que se sigue en Tampa por la propiedad del tesoro del buque La Mercedes "no está directamente vinculada" a este caso

03.09.2009 | 20:56

La "clarificación" de la "política" de EEUU sobre el principio de inmunidad soberana de los buques de guerra "no está directamente relacionada con el caso del 'Cisne negro'", señaló a Efe la compañía de exploración submarina.

Odyssey fundamentó estos términos en dos razones: la primera, que no se ha encontrado ningún barco en el lugar donde se localizó el tesoro (bautizado como "Cisne negro").

La segunda razón es, según la empresa estadounidense, que aún en el caso de que las monedas y objetos recuperados procediesen del buque de guerra español "Nuestra Señora de las Mercedes", el barco "estaba en una misión comercial en el momento de su desaparición".

En ese contexto, Odyssey, con sede en Tampa (Florida), insistió en que, pese al informe remitido al tribunal por el Departamento de Justicia de EEUU, "los tratados aplicables" contemplan que los barcos protegidos por el principio de inmunidad soberana "no están en misiones comerciales".

El Gobierno estadounidense se presentó el pasado 27 de agosto como "amicus curiae" en el procedimiento civil que enfrenta a Odyssey con el Estado español por la propiedad de un tesoro valorado en más de 500 millones de dólares, que la empresa rescató del fondo del Atlántico en 2007.

La fórmula "amicus curiae" es un recurso procesal que permite a terceros aportar opiniones que pueden servir al tribunal.

En el informe, y con el fin de defender los intereses de España en este caso, EEUU evocó el Tratado de Amistad y Relaciones Generales de 1902, que permanece vigente.

"Con nuestro apoyo a España, EEUU busca asegurar que sus propios barcos de guerra hundidos y tripulación perdida sean tratados como barcos soberanos y tumbas honradas", que "no están sujetos a exploraciones y explotaciones sin autorización", dice la moción del Departamento de Justicia.

Esta moción fue presentada cuatro días antes de que el Gobierno español respondiese, el pasado lunes, ante el tribunal de Tampa a las objeciones de Odyssey, que se opone a la recomendación del juez Mark Pizzo para entregar a España el tesoro de 594.000 monedas de plata y oro.

El tesoro, de más de 17 toneladas proviene, según el informe del juez, del buque de guerra español "Nuestra Señora de las Mercedes" y, por lo tanto, está sujeto al principio de inmunidad soberana.

La fragata "La Mercedes" zarpó del entonces virreinato del Perú y fue hundida el 5 de octubre de 1804 frente a las costas del Algarve (Portugal) por barcos ingleses, convirtiéndose en la tumba de más de 250 marinos y ciudadanos españoles.

Además de la moción de apoyo a España del Departamento de Justicia, constan en el tribunal el informe del vicealmirante James W. Houck, abogado militar, y las declaraciones del embajador David Bolton, subdirector de la Secretaría de Estado para Océanos y Pesca, y del arqueólogo y director del Centro de Recursos Submarinos del Servicio Nacional de Parques, Larry E. Murphy.

En sus conclusiones, el vicealmirante Houck expresa su convencimiento de que el tratado bilateral entre EEUU y España "exige que los barcos de guerra españoles hundidos que no han sido abandonados, incluso si no están en aguas estadounidenses, deben recibir la misma protección e inmunidad que se proporcionaría a los barcos de guerra estadounidenses".

Sin embargo, para Odyssey, "no es una práctica legal aceptada que barcos de la Marina de EEUU sean fletados para transporte de bienes privados, propiedades comerciales y pasajeros, como es el caso de 'La Mercedes'"
El informe y recomendación del juez Pizzo, que dio el pasado 3 de junio la razón a España en la reclamación del tesoro, refuta este argumento y señala que "La Mercedes claramente no estaba comprometida en ninguna actividad comercial en el momento de su desaparición", punto que rechaza categóricamente Odyssey.

La firma estadounidense quiso dejar claro que el nuevo juez que decidirá sobre el litigio por el tesoro, Steven Merriday, del mismo tribunal, no está obligado a seguir las indicaciones del Departamento de Justicia de EEUU.

En cuanto a la moción y las declaraciones de apoyo al Estado español, Odyssey aseguró que ellos, por su parte, han recibido el respaldo de varios miembros del Congreso estadounidense.

La empresa de exploración submarina adelantó que planea presentar sus objeciones al informe del Departamento de Justicia y contestar a las respuestas de España.

Para el abogado del Estado español en este juicio, James Goold, la documentación presentada por EEUU demuestra que su Gobierno tiene "gran interés" en que se preserven los principios internacionales y se respalde la decisión de Pizzo, "absolutamente correcta".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

ESPECIAL

PREMIOS OPINIÓN MÚSICA RAÍZ

Premios Opinión da Música de Raíz

Consulta aquí a información dos premios de música do noso diario