18 de diciembre de 2017
18.12.2017

La Guardia Civil investiga la denuncia de abusos a una chica por parte de diez jóvenes en A Estrada

La denunciante, de 19 años, asegura que los jóvenes la rodearon al salir de una discoteca

18.12.2017 | 10:19
La N-640, fuera del recinto de la discoteca.

La gerencia de la discoteca anuncia que reforzará su seguridad para tranquilidad de los usuarios

La Guardia Civil ha abierto una investigación para tratar de esclarecer qué sucedió la madrugada del pasado 9 de diciembre en A Estrada después de que una joven denunciase haber sido víctima de presuntos abusos sexuales por parte de un grupo de diez chicos a su salida de una fiesta celebrada en la discoteca Lennon.

Por el momento no se han aportado novedades sobre esta investigación para preservar su desarrollo después de que una joven de 19 años hubiese presentado denuncia en el acuartelamiento de la Guardia Civil de Cambados a mediados de la pasada semana. En ella asegura haber sufrido abusos sexuales por parte de diez chicos tras haber abandonado la discoteca.

La joven, de 19 años y natural de Vilagarcía, concreta que un grupo de diez chicos se cruzó en su camino. Explicó que la rodearon y empezaron a reírse de ella hasta que uno de ellos intentó quitarle el pantalón, momento en el que la joven habría empezado a gritar. Una pareja que salía de la discoteca escuchó los gritos y acudió en su auxilio, situación que provocó que los jóvenes huyesen del lugar.

Esta Redacción se puso ayer en contacto con la gerencia de la discoteca Lennon, que fue informada de lo sucedido por la propia Guardia Civil. Se indicó que, en base a la información que manejan, los hechos se produjeron ya en la carretera, fuera del recinto exterior de esta sala, ubicada al pie de la N-640, en una de las salidas de A Estrada. El gerente contactó con todos los trabajadores que esa noche ejercieron sus funciones en la reapertura del local -no se abría desde abril - pero indicó que ninguno de ellos vio ni escuchó nada relacionado con el suceso denunciado.

Desde la Lennon se apunta que esa noche pasaron por la Opening Party alrededor de un millar de personas y que eran seis los trabajadores encargados de velar por la seguridad, dos en la puerta y el resto dentro. Explican que la discoteca cerró sus puertas a las seis de la madrugada, unas dos horas después del suceso. El gerente no tiene constancia de incidentes previos. Aunque considera que la seguridad que tiene la sala es suficiente, en vista de lo sucedido tiene previsto aumentar los efectivos para tranquilidad de los usuarios. Se reforzará con dos personas más, de tal manera que habrá dos trabajadores en puerta y ocho dentro del local y realizando labor de supervisión en el aparcamiento de este recinto.

A pesar de la importante afluencia de público que respaldó la convocatoria de reapertura de la discoteca durante el puente de diciembre, en A Estrada nadie parecía haber escuchado ni siquiera rumores sobre los hechos denunciados. Jóvenes de la zona que participaron en esta fiesta se declararon ayer sorprendidos por la noticia, al igual que hicieron dirigentes locales. Desde el Concello se reconoció no tener constancia de que la Policía Local instruyese algún parte por incidencias en esta discoteca de la capital de Tabeirós.

Primeras reacciones

Por su parte, el BNG de A Estrada emitió un comunicado condenando ya "enérgicamente los abusos". "Exigimos la máxima celeridade en el esclarecimiento de los hechos con la identificación de los agresores y puesta a disposición judicial y máxima disponibilidad de apoyo a la víctima por parte del Concello". El Bloque exigió también al ayuntamiento "que se persone como acusación particular en el procedimiento" y una declaración institucional "de tolerancia cero con las agresiones".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine