18 de febrero de 2019
18.02.2019

Twitter almacena mensajes directos borrados, incluso de cuentas eliminadas

Una investigación ha descubierto que la red social guarda información de antiguos usuarios

18.02.2019 | 13:10
Una pantalla de Twitter en un móvil.

Una investigación ha descubierto que la red social Twitter retiene mensajes directos durante años, incluidos los mensajes que han sido eliminados, pero también aquellos que se han enviado o han sido recibidos desde cuentas desactivadas y suspendidas.

El investigador Karan Saini, como recoge el medio TechCrunch, ha descubierto que Twitter guarda los mensajes directos y otra información de las cuentas de sus usuarios desde hace años, incluyendo datos de cuentas que ya han sido eliminadas.

Saini obtuvo el archivo de sus datos de cuentas de Twitter que ya habían sido eliminadas de la plataforma, y en él descubrió mensajes con años de antigüedad. Esto le hizo preocuparse por que la compañía estuviera reteniendo los mensajes, incluso después de eliminados, según compartió con el medio citado.

El investigador asegura que en las pruebas realizas se pudieron recuperar mensajes directos de años atrás, incluidos aquellos enviados o recibidos a cuentas que, a día de hoy, ya no están disponibles porque han sido suspendidas o eliminadas.

No obstante, este descubrimiento supondrían una contradicción con la política de privacidad de Twitter, que expone que la información y los datos de una cuenta que ha sido desactivada o eliminada desaparecen 30 días después de su desactivación.

El investigador también reportó un error, encontrado un año antes pero no divulgado hasta ahora, que permitía recuperar mensajes directos incluso cuando el mensaje era eliminado tanto desde la cuenta del remitente como de la del destinatario.

Los mensajes directos, como explica la compañía en sus políticas de privacidad, se almacenan y procesan para detectar contenidos inapropiados. En caso de que de una de las dos partes de la conversación elimine el mensaje, este permanecerá en el historial del otro contacto, que podrá copiarlo, guardarlo o incluso compartirlo de nuevo.

El investigador también reportó un error, encontrado un año antes pero no divulgado hasta ahora, que permitía recuperar mensajes directos incluso cuando el mensaje era eliminado tanto desde la cuenta del remitente como de la del destinatario. No obstante, este fallo no permitía recuperar mensajes de cuentas eliminadas.

Para Saini, su descubrimiento se trata de un "error funcional" en lugar de un fallo de seguridad. Un portavoz de la red social ha declarado al mismo medio que "la compañía estaba investigando esto más a fondo" para asegurarse de que consideran "todo el alcance del problema".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook