Cartas de los lectores

Refugiados, inmigrantes, 'sin techo'

23.09.2015 | 01:01

A las puertas de un conocido comedor social se avalanzaban estos últimos días los desheredados de la fortuna buscando cualquier espacio para guarecerse de las incipientes lluvias; no en vano, el problema de las inclemencias acrecienta el problema de la gente sin techo. Es lamentable que en el siglo XXI se siga viviendo en la calle; algunos son inmigrantes que no llegaron a encontrar el oasis de prosperidad económica que esperaban y terminaron en la marginalidad.

Menos mal que nuestra ciudad sigue siendo sensible a estas necesidades, aplicando con generosidad los planes diseñados por la genialidad política local que habrá de resolver desde una más adecuada perspectiva que su habitual improvisación ante tales acumulaciones humanas. Ahora estamos esperando a los refugiados sirios que huyen de la guerra; y La Coruña estudia una vez más las acciones y dispositivos que favorezcan estas acogidas de refugiados. Sin embargo, permanece la duda de dónde obtener los medios para acoger a dichos refugiados sin desatender a los nuestros. La realidad de la pobreza estremece, pero lo peor es que no se vislumbran soluciones a corto plazo a pesar de la bienvenida esperanza. Resulta lastimoso ver cómo a una parte de la sociedad le sobra consumo, mientras a estos otros se les niega lo básico.

La inclusión-exclusión social tiene como uno de sus apoyos la vivienda permanente. Si acaso habría que cambiar la percepción sobre los objetivos de los albergues; con la creación de un centro municipal de atención permanente a los sin techo. Por ejemplo, con la recuperación de la vieja cárcel para su uso social, es decir, como centro de inclusión social, que no de adoctrinamiento. Hay gente con patologías graves en la calle que deben ser tratados por los profesionales de la salud.

Si bien los casos crónicos abundan en esta ciudad las ayudas que reciben los sin techo carecen de recursos de salud, atención a enfermos mentales, educación, programas específicos de empleo, para reinsertar a esta gente de la calle. Usuarios de la intemperie.

LA OPINIÓN publica opiniones de sus lectores, así como réplicas y sugerencias de interés general que sean respetuosas hacia las personas e instituciones. Las cartas pueden ser enviadas a LA OPINIÓN por vía postal (C/ Franja 40-42 15001 A Coruña), por fax (981 217 402) o por correo electrónico/cartasaldirector@laopinioncoruna.com). Deben tener como máximo 20 líneas e incluir nombre, apellidos, DNI, domicilio y teléfono de contaco. LA OPINIÓN se reserva el derecho a extractarlas.

Cláusula Legal: LA OPINIÓN A Coruña S. L. (C/ Franja, 40-42, 15001, A Coruña), le informa que sus datos de carácter personal facilitados en este formulario de cartas al director, serán incorporados a nuestros ficheros y tratados automatizadamente. De acuerdo a la L.O.P.D. 15/1999 (Ley Orgánica de Protección de Datos), vd. podrá ejercer su derecho de acceso, rectificación, cancelación y oposición conforme a dicha ley. El titular de los datos se compromete a comunicar por escrito a la compañía cualquier modificación que se produzca en los datos aportados.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine